Netanyahu viajó a Arabia Saudí en secreto para reunirse con el príncipe heredero

Mientras Riad lo desmiente, un ministro israelí confirma el encuentro al parecer para restablecer relaciones diplomáticas

24.11.2020 | 00:47
El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu.

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, viajó este domingo a Arabia Saudí y se reunió en secreto con el príncipe heredero, Mohamed Bin Salman, en medio de las especulaciones de que Arabia Saudí podría seguir los pasos de Bahréin, Emiratos Árabes Unidos y Sudán y firmar un acuerdo de paz con Israel, según ha informado la prensa israelí, si bien Riad lo ha desmentido.

Un alto cargo del Ejecutivo israelí que pidió no ser identificado confirmó a la emisora estatal Kan el viaje, que sería el primero de un gobernante israelí en el cargo a Arabia Saudí y que sigue al establecimiento de relaciones de Israel con Emiratos Árabes Unidos (EAU) y con Baréin.

El Gobierno de Riad, sin embargo, negó horas después el encuentro. El ministro de Exteriores saudí, Faisal bin Farhan, afirmó en su Twitter que "tal reunión no ocurrió" y señaló que Salman mantuvo un encuentro en el que solo estaban presentes "representantes americanos y saudíes".

La información, recogida ayer por casi todos los medios israelíes y que sigue a la difusión en redes de la ruta de un "extraño vuelo" de un avión privado desde el aeropuerto de Tel Aviv a la ciudad saudí de Neom, no fue confirmada por la oficina del jefe del Gobierno israelí, que tampoco la negó.

Tras conocerse la noticia, el ministro de Educación israelí, Yoav Gallant, indicó a la emisora de radio del Ejército: "El simple hecho de que la reunión tuviese lugar, y que fuese publicada, incluso aunque sea solo de forma medio-oficial, es un asunto de gran importancia", en unas palabras que venían a confirmarla.

En Riad, la agencia oficial de noticias SPA, el canal de comunicación del Gobierno, se limitó a informar a última hora del domingo de una reunión entre Bin Salman y el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, quien había llegado unas horas antes al país árabe en la última escala de su gira por Oriente Medio.

Según los medios israelíes, Netanyahu voló a Neom, en el noroeste de Arabia Saudí y a orillas del mar Rojo, acompañado por Yosi Cohen, el jefe del servicio de Inteligencia Exterior israelí (Mosad). En la reunión también tomó parte el secretario de Estado de EE.UU., que ayer confirmó en su cuenta de Twitter haberse reunido en esa ciudad con Bin Salman. Los temas principales de la conversación habrían sido Irán y el cambio de poder en Washington.

Netanyahu y Cohen se habrían desplazado hasta Neom en el avión privado del empresario Ehud Angel, el mismo que habría utilizado el primer ministro para una visita, también secreta, a Omán, el pasado año. El diario Haaretz recuerda que el jefe del Ejecutivo israelí ha recurrido a este mismo aparato para hacer visitas a Rusia para encontrarse con el presidente, Vladímir Putin, y que quiso utilizarlo para viajar a EE.UU,. pero finalmente fue obligado a viajar en un avión de la compañía estatal El Al.

Tensión entre Netanyahu y Ganz
 

Haaretz cita a "fuentes políticas" para asegurar que el titular de Defensa y primer ministro alterno, Beny Gantz, y el titular de Exteriores, Gabi Ashkenazi, "no fueron informados del encuentro" en Neom, lo que reaviva una polémica que ya surgió con el pacto de normalización firmado con Emiratos, de cuyos detalles Gantz denunció no haber sido informado.

La relación entre los dos socios, Netanyahu y Gantz, que deben repartirse la jefatura de Gobierno durante esta legislatura, según el pacto de coalición, se ha deteriorado en los últimos meses.

El asistente de Netanyahu Topaz Luk tuiteó hoy: "Gantz está haciendo política mientras que el primer ministro está haciendo la paz".

Un mensaje que muchos medios interpretan como una confirmación del inédito viaje a Arabia Saudí y que supone también una crítica al anuncio de la investigación del ministro de Defensa.

Pompeo habló ayer también de su viaje a Neom: "Visita constructiva con el príncipe heredero Mohamed Bin Salman en NEOM hoy", si bien no hizo mención a la supuesta presencia también en la ciudad de Netanyahu.

Pompeo y el presidente saliente, Donald Trump, han sido los principales impulsores de los pactos de normalización de relaciones de Israel con los países árabes, y se han mostrado en el pasado convencidos de que más Estados árabes seguirán los pasos de Abu Dabi.

Apuntes

No habrá acuerdo hasta la paz con Palestina. El ministro de Exteriores saudí declaró que su país apoya la normalización con Israel, pero para ello debe ocurrir algo antes: "Un acuerdo de paz permanente y completo entre los israelíes y los palestinos, que haya un Estado palestino con dignidad dentro de las fronteras de 1967".