Medio centenar de instalaciones en Euskadi

07.12.2020 | 01:15
Petronor apuesta por la cogeneración en la planta de Muskiz.

BILBAO – El País Vasco ha llegado a contar hasta cerca de medio centenar de instalaciones de cogeneración, la mayoría anexas a una fábrica, que es un procedimiento por el cual se obtiene energía eléctrica y térmica simultáneamente a partir de una combustión. La cogeneración es un proceso que se caracteriza por su alta eficiencia. Frente al sistema convencional de producir energía eléctrica en una central y llevarla al punto de consumo y producir energía térmica, según necesidades, se puede lograr un ahorro energético del 30%, según fuentes de Petronor.

Así, se produce una combustión de aire y combustible en una turbina de gas o en un motor alternativo con el que se mueve un eje, que a su vez mueve un generador que produce energía eléctrica. A su vez, los gases de escape son aprovechados para producir vapor en una caldera de recuperación. El vapor producido puede a su vez usarse para producir más energía eléctrica en una turbina de vapor.

La cogeneración representa un modo muy eficiente de generar electricidad y calor conjuntamente para procesos industriales, y por ello ha sido impulsada desde la política energética vasca hasta alcanzar una potencia instalada de alrededor de más de 400 Mw en medio centenar de plantas de cogeneración industriales en Euskadi. Estas plantas se han ido poniendo en marcha a lo largo de las dos últimas décadas en sectores como el papelero, el refino, la alimentación, derivados del caucho, el químico, máquinas y transformados metálicos, o productos relacionados con la madera.