El paro del Puerto de Bilbao reduce a la mitad la actividad

El incumplimiento de los servicios mínimos y los piquetes condicionan la labor portuaria, según Bilboestiba

27.10.2020 | 01:06
La huelga de la estiba en el puerto está afectando a la economía vasca, según Bilboestiba.

El Puerto de Bilbao, y las empresas industriales que dependen de las instalaciones vascas para su logística, empiezan a acusar duramente los efectos de una huelga del colectivo de estibadores, aferrados a la reivindicación de un convenio colectivo, que no contempla lo suficiente los cambios que se han producido en el sector, liberalización, y se van a producir, automatización, en el sector de carga y descarga de buques. El resultado es que, según fuentes de Bilboestiba CPE, la Sociedad de Estiba y Desestiba del Puerto de Bilbao, se ha dejado de manipular la mitad de la mercancía.

La huelga de la estiba en el Puerto de Bilbao ha entrado en una nueva fase que, aunque desgraciadamente estaba prevista, no es una buena noticia para Euskadi, y menos en el contexto actual.

Como se recordará, las dos partes en liza tienen una cita en el Consejo de Relaciones Laborales de Euskadi (CRL) para intentar llegar a una mediación o arbitraje que acabe con una veintena de días de huelga, a veces total, a veces parcial en los muelles del puerto vasco.

Bilboestiba, la sociedad que procura la mano de obra a las cuatro compañías que operan en el puerto de Bilbao –Cosco, Bergé Marítima, Toro y Betolaza, y SLP–, realizó  un balance de la huelga y señaló que en el transcurso de los primeros quince días de conflicto laboral se han perdido 16 escalas de buques, un 18% menos, y se ha dejado de manipular prácticamente la mitad del tráfico de mercancías con respecto los 15 días anteriores a la huelga: 46% en la mercancía general y 48% de los contenedores.

Siendo estas cifras desalentadoras hay un dato aún más preocupante en este contexto de dificultades: el 90% de las operaciones de suministro a la industria del hinterland del puerto que utiliza sus instalaciones para su logística no han podido ser atendidas, según Bilboestiba, que denuncia sin tapujos lo que considera actuación desproporcionada "de los piquetes".

No hay que olvidar que un puerto es una instalación que presta un servicio a la economía, en general, y a las empresas que precisan abastecerse de productos o dar salida a los elaborados en sus instalaciones.

Como ya han recordado la mayoría de las instancias económicas de Bizkaia –desde la organización empresarial Cebek, a la Cámara de Comercio de Bilbao, pasando por la propia Autoridad Portuaria de Bilbao–, esta situación está generando un importante deterioro de la situación económica de Bizkaia y del hinterland del puerto.

De esta manera, lo que en fuentes de Bilboestiba, consideran "secuestro" de las mercancías por los estibadores, "pone en grave riesgo la actividad de las empresas", cuyos sistemas de producción, desde la implantación masiva del just-in-time y la digitalización creciente, se basan en "niveles residuales de almacenaje" que se compensa con el aprovisionamiento "continuo y eficiente" por parte de su cadena logística. Una cadena ahora rota y que busca soluciones a través de otros puertos y de otros medios de transporte.

Las empresas que operan en los muelles en las labores de carga y descarga de buques volvieron a transmitir a las instituciones y a la opinión pública vasca, "la impotencia e indefensión" que les produce el incumplimiento reiterado de los servicios mínimos decretados por la Delegación del Gobierno español en el País Vasco. También denuncian la gravedad en las "amenazas y coacciones" a que son sometidos otros trabajadores del entorno portuario, algunos de los cuales han decido "libremente" dejar de prestar sus servicios hasta que no se clarifique la situación.

Por su parte, los sindicatos convocantes, con la Coordinadora a la cabeza, niegan la mayor y acusan a las empresas que operan en el puerto vasco de "no querer negociar", el nuevo convenio colectivo y no reconocer el exceso de trabajo que, señalan, recae sobre el colectivo de 320 estibadores.

Ahora, habrá que ver si los sindicatos aceptan la mediación del Preco, es voluntario el seguir sus indicaciones, y ven que el futuro pasa por la automatización casi total de la actividad portuaria.

Puerto Bilbao

Mercancías. Los paros de los estibadores del puerto vasco entre los pasados día 9 y 22 han generado que se haya manipulado un 46% menos de mercancía general y un 48% menos de contenedores respecto a la quincena anterior, según fuentes de la sociedad CPE Bilboestiba.

La frase

Bilboestiba "Las Consecuencias son muy graves para Euskadi"

"Las consecuencias del paro para la economía y el empleo en Euskadi son muy graves. Así, por ejemplo, cabe destacar que más del 90% de las operaciones de suministro a la industria no han podido ser atendidas", afirma Bilboestiba.

 

Buques

16

El Puerto de Bilbao ha perdido 16 escalas de buques, un 18%

Reunión. La huelga en el Puerto de Bilbao se está convirtiendo en un pulso-piloto de las fuerzas de las partes sobre la interpretación práctica de la liberalización de la actividad de la estiba en el Estado español. Ayer, la Autoridad Vasca de la Competencia (AVC), que ya cuestionó la convocatoria del paro en su momento, y la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia se reunieron con la Autoridad Portuaria de Bilbao y Bilbaoestiba, para analizar "la preocupante" situación del puerto vasco debido al paro. AVC recordó que está siguiendo este tema desde el punto de vista del derecho de la competencia, a la espera de que se concrete el marco jurídico.

La competencia, en juego

CNMC-AVC