podrían tener noticias en pocos días

El Estado negocia con CC.OO. y UGT cómo reubicar a la plantilla de La Naval

La Sepi abordará el día 30 con estos sindicatos el calendario y el reparto de personal por centros

09.02.2020 | 01:26
Movilización de los trabajadores de La Naval en Sestao.

La Sepi abordará el día 30 con estos sindicatos el calendario y el reparto de personal por centros

Bilbao - Los extrabajadores de La Naval, ya en el paro, podrían tener noticias en pocos días acerca de su nuevo destino laboral, aunque la vuelta al trabajo no se producirá, como mínimo, hasta el verano. Este próximo martes día 30 hay programada una reunión entre la Sepi -la sociedad estatal que controla las industrias públicas como Navantia- y los sindicatos del astillero que han aceptado el ERE de extinción, CC.OO. y UGT, de cara a perfilar el plan de recolocación. Se tendrán en cuenta las preferencias mostradas en su día por la plantilla y las necesidades de Navantia.

En principio hay que reubicar a 150 personas de una plantilla total de 173. Tienen derecho a la recolocación aquellos que llevaban trabajando en La Naval desde antes de 2006, cuando se formalizó la privatización del astillero y se firmaron las garantías de empleo con la Sepi. La sociedad pública ha preguntado a los afectados por sus preferencias para asignarles destino, con una opinión generalizada favorable al astillero de Ferrol, en Galicia, y a las oficinas de Madrid. También se ha cuestionado sobre si se prefiere una recolocación temprana, en un par de meses, o esperar a más adelante. En todo caso, fuentes de la plantilla otorgan a esta encuesta un valor meramente orientativo ya que no hay margen para colocar a todos en el sitio elegido.

La decisión se tomará sobre todo a partir de las necesidades de Navantia. Técnicos de la Sepi se reunirán el martes con CC.OO. y UGT -CAT y ELA no firmaron los despidos y llevaron el ERE a los tribunales-, para repartir trabajadores entre cada uno de los posibles destinos, entre los que están también Cádiz y Cartagena. Es probable que se empiece a abordar también el calendario para hacer efectivas las incorporaciones y, como es habitual en estos procesos, los incentivos económicos para quienes no entren en el centro de trabajo deseado.

La situación en los astilleros de Navantia tampoco es para lanzar cohetes. Ayer mismo había programadas movilizaciones en Ferrol por la falta de carga de trabajo, un fuego que parece apagado después de que el Ministerio de Defensa haya firmado la construcción de cinco nuevas fragatas. Las elecciones del domingo y el color del nuevo Gobierno español es un ingrediente más que puede incidir en el plan de recolocación.

recolocación