La defensa rescata una nueva final para el Lointek Gernika

El Lointek Gernika, impreciso en ataque, sufre para superar al correoso Tarbes en el último minuto

04.09.2020 | 01:20
Roso Buch trata de desbordar a Sharp.

Lointek Gernika 55

Tarbes 51

LOINTEK GERNIKA; Cornelius (6), Bjorklund (9), Roundtree (2), Colhado (2), Buch (7) -cinco inicial- Lo (9), Arrojo (6), Ivanovic (2), Ginzo (10), Ariztimuño (2).

TARBES: Raksanyi (8), Sharp (3), Magarity (9), Galliou-Loko (6), Tadic (9) -cinco inicial- Pardon (5), Kessler (11), Clet (0).

Parciales: 20-19, 30-33 (descanso), 46-41 y 55-51 (final)

Árbitros: Sacristán, Bravo y Gómez. Sin eliminadas.

durango – El Lointek Gernika tuvo que pelear hasta el último minuto para meterse en otra final de la Euskal Kopa. El Tarbes, un equipo con mucho físico y con más rodaje en esta pretemporada, puso de manifiesto que al conjunto vizcaino aún le queda mucho margen de mejora. Pero, al menos, la victoria permite dar pasos con mayor seguridad y buscar nuevos alicientes ante el IDK Euskotren, un rival al que las gernikarras tuvieron que enfrentarse en un amistoso que se suspendió por culpa del coronavirus. Mañana se podrá jugar con un título en juego.

En defensa, las jugadoras de Mario López estuvieron a buen nivel, sobre todo en los minutos finales cuando apretaron atrás e impidieron anotar a las galas durante los últimos tres minutos y treinta segundos. Nogaye Lo había metido la canasta del 53-51 y en la siguiente jugada, logró parar en el uno contra uno a Tadic para que su equipo rescatara el balón decisivo. Pero en ataque se notó que aún faltan automatismos, que el conocimiento entre las jugadoras es mejorable y eso provoca que los movimientos no fluyeran como se requería para superar a un rival muy aguerrido.

El segundo cuarto fue una muestra de ello ya que el Gernika apenas pudo anotar diez puntos y entregó una renta de seis puntos tras un parcial de 0-7 a un Tarbes muy trabajado. Al inicio del tercer cuarto, las francesas se fueron hasta el 32-39, lo que convenció a las locales de que el partido lo debía ganar en defensa. El conjunto gernikarra está construido esta temporada con buenas tiradoras, pero no fue hasta el final del tercer cuarto cuando logró romper la lata y eso ayudó a recuperar algo de confianza, dado que la baza interior de Nadia Colhado no funcionaba ya que la brasileña aún está lejos de su mejor nivel. Al menos, el trabajo de Nogaye Lo y Paula Ginzo produjo rebotes y puntos importantes.

En ese tramo, el Lointek Gernika enganchó tres triples seguidos de Buch, Bjorklund y Lo que colocaron su máxima ventaja (49-41). El técnico había probado con quintetos altos con Buch de base o con las dos cincos al mismo tiempo en la cancha, pero el Tarbes no daba su brazo a torcer y demostraba que no había llegado a Landako como un mero invitado. De hecho, el conjunto de François Gómez respondió con un parcial de 0-8 que llevó el partido a un final incierto en el que no hubo concesiones en el aspecto físico. Lo aprovechó un buen balón interior para adelantar al Gernika, luego firmó la acción defensiva clave y con dos tiros libres de Buch amarró una victoria que le vale su séptima final seguida en la Euskal Kopa.
 

CONTRA EL IDK EUSKOTREN


En ella, se enfrentará al IDK Euskotren, que destronó al Kutxabank Araski, campeón de las tres ediciones anteriores. El equipo de Madelen Urieta dominó en una primera mitad disputada a un ritmo muy bajo y con poco acierto, pero las donostiarras reaccionaron en la segunda mitad y lograron resolver en un final igualado en el que la internacional Anna Cruz no pudo convertir el balón de la victoria para las de Gasteiz y la rusa Julia Gladkova aseguró desde los tiros libres tras un encuentro que fue a mejor con el paso de los minutos.