Piden la implicación de la Ertzaintza en el problema con un vecino conflictivo de Rebonza en Sestao

Pese a sus declaraciones, el vecino conflictivo pasó la noche del lunes al martes en la calle y no en una pensión

17.11.2021 | 00:20
El vecino conflictivo volvió a dormir al raso.

Los vecinos del número 3 de la calle Rebonza pidieron el martes una nueva reunión al Ayuntamiento de Sestao, un encuentro en el que el vecindario ha solicitado que estén presentes representantes de la Policía Local, Servicios Sociales y, también de la Ertzaintza, cuerpo que no estuvo presente en el último encuentro que hubo para abordar la situación de un vecino conflictivo de esta comunidad de vecinos. Y es que, pese a las declaraciones públicas realizadas por este vecino en las que señaló que el pasado lunes se trasladaría a una pensión donde se cobijaría, esta persona que lleva más de dos semanas durmiendo en la calle volvió a dormir al raso en la madrugada del lunes al martes. De este modo, no se cumplió con lo que hizo público y siguió durmiendo a la intemperie en la misma parte de la calle Rebonza en la que había estado cobijado en las últimas fechas.

Por ello, vista la situación, desde la comunidad de vecinos se decidió acudir nuevamente a solicitar una reunión con el Consistorio para tratar de agilizar en la medida de lo posible todos los procedimientos para que esta persona reciba una solución acorde a sus necesidades y, con ello, también regrese la tranquilidad a la comunidad de vecinos. Y es que, tal y como explicó Mar Serrano, una de las residentes en este bloque de viviendas, el vecino conflictivo "ha tenido que ser atendido por los sanitarios en alguna ocasión en las últimas dos semanas por hipotermia". Por ello, esta comunidad de vecinos reitera la petición de "una solución buena para esta persona, que reciba las atenciones que precisa. Esa solución va a ser buena para él y para nosotros". En este sentido, ni siquiera los vecinos han recibido comunicación alguna de a qué puntos de acuerdo pudieron llegar los Servicios Sociales con el vecino conflictivo, ya que debido a la protección de datos no es posible facilitar dicha información.

Incomprensión
 

En este escenario tan volátil en el que las afirmaciones de la persona que lleva durmiendo en la calle dos semanas no casan con la realidad, los vecinos del número 3 de la calle Rebonza denuncian que se están sintiendo "incomprendidos" por parte de otros ciudadanos de Sestao. "Hemos intentado solucionar esta situación hablando con él tranquilamente y, desde entonces, todo ha empeorado. No podemos soportar que esté tocando los timbres todas las noches para que le abramos la puerta porque se ha olvidado las llaves, que nos amenace, nos insulte y que nuestros hijos no puedan dormir", aseguró Mar Serrano, quien indicó que estos vecinos han llegado a ser increpados por otros ciudadanos. "Sí, nos han insultado alguna vez. De hecho, en una ocasión tuvieron que intermediar hasta tres patrullas de la policía porque la cosa iba a más. Pero no vamos a parar, seguiremos luchando", zanjó Serrano.

noticias de deia