El distrito 7 tiene el mayor porcentaje de población emigrante de la villa

Bilbao refuerza la convivencia en Rekalde

Extiende el programa de Intervención Comunitaria a todos sus barrios

03.03.2021 | 13:23
El Ayuntamiento de Bilbao ha presentado la nueva estrategia de trabajo que ha diseñado para fortalecer la convivencia en Rekalde

El Ayuntamiento de Bilbao ha presentado, esta mañana, la nueva estrategia de trabajo que ha diseñado para fortalecer la Convivencia en el distrito de Errekalde.  Itziar Urtasun, concejala de Cooperación, Convivencia y Fiestas, e Iñigo Zubizarreta, concejal de Acción Social y Presidente del Distrito 7 han explicado el plan que va a seguir el Consistorio para favorecer la Convivencia en la diversidad en los cinco barrios que conforman este distrito, siguiendo la metodología que yan han implantado en Irala. Urtasun ha señalado que "que se ha avanzado en la mejora de los barrios de Irala y Ametzola y en el bienestar de las personas que allí viven". Desde la coordinadora de Gazteleku, una de las entidades colaboradoras, Goizalde, ha señalado que "hay muchas asociaciones que trabajan muy bien pero nuestro objetivo es poner en contacto todos los recursos".

Errekalde es el Distrito con un mayor porcentaje de vecinas y vecinos de origen extranjero, con un 19,4%, por encima de la media de la ciudad, que es de 14,2%. Además, es la zona donde más ha aumentado en los últimos años esta población, que tiene procedencias diversas, pero destaca el origen latinoamericano con un 56%.
Precisamente por estas circunstancias desde 2014, el Consistorio bilbaino, junto con la asociación Gazteleku Fundación la Caixa, viene desarrollando el proyecto de Intervención Comunitaria Intercultural (ICI) con el objetivo de promover la convivencia ciudadana en los barrios de Iralabarri y Ametzola, "para contribuir al establecimiento de unas buenas relaciones en un vecindario diverso", ha puntualizado Itziar Urtasun.
Además, ha anunciado que "el Ayuntamiento de Bilbao va a trabajar la extensión progresiva de este proyecto por la convivencia a la totalidad del distrito de Errekalde, ya que los barrios de Errekaldeberri-Larraskitu, Iturrigorri-Peñascal y Uretamendi tienen necesidades de intervención similares a Irala y Ametzola".
 

SALUD, EDUCACIÓN Y CONVIVENCIA


Con el proyecto de Intervención Comunitaria Intercultural, la concejala de Cooperación, Convivencia y Fiestas, ha asegurado "que se ha avanzado en la mejora de los barrios de Irala y Ametzola y en el bienestar de las personas que allí viven" y para ello, ha explicado que se ha trabajado en tres ámbitos prioritarios: la salud, la educación y la convivencia. En estos seis años de trayectoria, se han desarrollado 615 acciones comunitarias, entre las que destacan la "Mesa de la Salud Comunitaria" y la "Fiesta del Pan", y han participado 56.513 personas.
El balance que realiza el Ayuntamiento de este proyecto es satisfactorio, "el camino recorrido es claramente positivo, hemos contribuido en el avance y la transformación social de los barrios", ha afirmado Urtasun. Santos Arrieta, coordinador de Médicos del Mundo, señala que "gracias a este programa el barrio ha ganado en ganado en conexión".

Urtasun ha enumerado los 10 hitos logrados para impulsar la cohesión social, desde la puesta en marcha de la iniciativa, entre ellos, una red de relaciones ciudadanas interculturales; los espacios de relación, diálogo y participación; el arraigo y la pertenencia al barrio; el trabajo social con infancia, juventud y familias; la participación de la diversidad; la salud comunitaria; el protagonismo de los centros educativos; y la cultura del trabajo en común.

 BARRIOS EN MARCHA


Este año, el proyecto, bajo el nombre de "Auzoak Abian / Barrios en Marcha", comienza su segunda etapa con una propuesta de futuro, "que permita que todas y todos los agentes implicados en el distrito 7 podamos trabajar de forma colaborativa en el avance de la convivencia intercultural. A finales de 2020, ha concluido el impulso de la Obra Social la Caixa, de manera que se abre una nueva etapa liderada por el Ayuntamiento para su continuidad y consolidación", ha explicado Itziar Urtasun. A su vez, ha manifestado que, por parte del Consistorio, "hacemos una apuesta decidida por el proceso desarrollado hasta ahora, por las entidades sociales y la ciudadanía, y sobre todo por la convivencia, la transformación y la mejora de los barrios".

En este sentido, ambos concejales han anunciado que el Ayuntamiento ofrece un compromiso y aporte que no solo es económico, sino que también pone a disposición los equipamientos municipales y, muy especialmente, el trabajo activo e implicado de las diferentes áreas participantes en los distintos espacios de relación que se han constituido.

De esta manera, la extensión del proceso experimentado en los barrios de Irala y Ametzola a los demás barrios del distrito 7, permitirá mejorar la cohesión social y la convivencia en todos los barrios de Errekalde; lograr sinergias y cooperación entre profesionales, servicios, organizaciones y agentes sociales; aunar medios y recursos existentes en el Distrito; mejorar la calidad de vida de la ciudadanía, sobre todo, de aquella que se encuentra en situación de mayor vulnerabilidad; y extender la conexión y complementariedad del Proceso Comunitario Intercultural con otros programas municipales.

Respecto al sistema de implementación de este renovado proyecto, Iñigo Zubizarreta ha admitido que "tenemos muy claro que los barrios no los ponemos en marcha en solitario desde el Ayuntamiento; ahora, más que nunca, tenemos que reforzar las alianzas y la colaboración público-privada para seguir trabajando en la cohesión social y en la integración de las políticas públicas que mejoren la convivencia en Bilbao". Asimismo, ha afirmado que "el trabajo comunitario es el que nos permite fortalecer la convivencia intercultural".

PROGRAMAS DESTACADOS


Entre los programas puestos en marcha destacan dos que son únicos en este Distrito, y que el Ayuntamiento desarrolla junto a Gazteleku. Se trata, por un lado, del Centro de Día "Zirkilu", que está destinado a menores con edades tempranas, entre los 0 y los 11 años, y sus familias, que se encuentran en situación de riesgo leve desprotección y/o riesgo moderado de desamparo, y requieren una intervención socioeducativa acorde a la situación de riesgo que se encuentran.

Por otro lado, está el plan de Desventaja Social, que incide, directamente, en la mejora de la calidad de vida y de la convivencia de la población del distrito 7, y presta especial atención a aquellas personas y colectivos que se encuentran en situaciones de mayor vulnerabilidad y que, por lo tanto, son más susceptibles de pasar a encontrarse en situaciones de exclusión social, como son la población juvenil y la población gitana​. A su vez, según su población destinataria, Hirikoi se ha especializado en jóvenes en situación de mayor vulnerabilidad, y Kali-Kalo en la comunidad gitana.

Otras iniciativas puestas en marcha por las áreas municipales en este Distrito y que favorecen la inclusión y la participación social en el mismo son los Talleres de Seguridad Ciudadana, los programas de ocio y conciliación para familias y jóvenes, la formación en diferentes aspectos relacionados con la salud (mutilación genital femenina, coronavirus, alimentación saludable, promoción de ejercicio físico para personas mayores€), y la programación cultural variada y de calidad durante todo el año.

noticias de deia