Luis Crovetto: "La solidaridad no bajará, pero si tienes menos darás menos, y lo entendemos"

Luis Crovetto es la voz del Banco de Alimentos de Bizkaia y bromea con que, una vez más, la sociedad vizcaina le dé en los morros y desborde este viernes y el sábado sus estimaciones con miles y miles de toneladas de alimentos para aliviar las penalidades que sufren miles y miles de personas y familias.

05.05.2022 | 17:55
Luis Crovetto en los almacenes que la entidad tiene en Basauri.

Se estrena como presidente, pero lleva muchos años en la entidad. Ha visto de todo.
-Por desgracia sí. Me tocó la crisis del 2008 y ahora la pandemia y la guerra... Y he visto cómo ha subido el número de personas perceptoras. Cosas terribles por desgracia, pero también mucha gente muy buena y luego está la generosidad de la gente de Bizkaia.

La última recogida, la de noviembre de 2021, hubo un descenso.
-Fue volver a lo de antes porque es que la de 2020 fue extraordinaria, la gente estaba muy motivada. Aquella fue una cifra de récord. Y la de 2021 fue volver a lo habitual.

¿Preparados para el viernes y el sábado?
-Estamos muy contentos porque volveremos a tener a los voluntarios. Eso le gusta a las personas. Los bonos no convencen tanto.... Prefieren comprar el producto que quieren y entregarlo y estamos encantados con eso.

Claro. Es que es otra cosa volver a ver los petos en la tienda.
-Y verles animando a la gente, orientando sobre qué tipo de alimentos son más urgentes. Eso hace que le gente se motive más y le da más visibilidad al evento.

Le dan visibilidad al problema de la pobreza, de las dificultades que día sí y día también sufren miles de familias vizcainas.
-La presencia es fundamental porque sino la cosa baja mucho.

Pero el sistema de bonos lo siguen manteniendo.
-Es muy cómodo y hay gente que lo prefiere.

Y a veces los voluntarios aconsejan sobre qué se necesita más.
-Justo. Algunos productos siempre vienen mejor que otros.

Perdone, ¿el sistema de bonos está operativo durante todo el año?
-No. Solo en las dos épocas de recogida, en navidad y ahora en mayo. Pero en la web se pueden hacer donaciones a la cuenta corriente, bizum y pay-pal€

Luis Crovetto es el presidente del Banco de Alimentos de Bizkaia. Foto: Jose Mari Martínez

¿Temen que este último arreón de precios incida en la cantidad de productos donados?
-La experiencia que tenemos de ahora es que con el mismo dinero estamos pudiendo comprar menos. La gente que tenga pensado hacer una donación la hará pero comprará menos€ Es que compras lo que se puede con ese dinero€ Por eso es muy importante que esta campaña de primavera salga bien porque estamos notando que compramos menos con el mismo dinero.

Es que menuda racha llevamos.
-Y además, el mes pasado con el tema de la huelga de transportes tuvimos que reducir la cantidad de leche y aceite que entregábamos. De hecho un 20% menos de leche; y este mes lo estamos compensando dando un 20% más. Pero es que no nos llegaba porque los camiones no llegaban. Y con el aceite de girasol también estamos dando menos€

Vamos, que sospecha que pueden bajar la donación de productos.
-La solidaridad no bajará. El volumen sí porque si tienes menos dinero darás menos€ Bizkaia es extraordinariamente generosa y estoy asombrado de cómo nos apoyan y echan una mano. Pero dentro de sus posibilidades, también lo entendemos. Si es un 20% menos de posibilidades pues€

¿Algún eslabón más débil? ¿Los niños, las personas en situación irregular€?
-Estamos notando es que hay mujeres con baja cualificación profesional, familias monoparentales con hijos de 2 y 3 de padres distintos que no se hacen cargo y sin apoyo familiar... Es el grupo que más nos preocupa. Y ha aparecido un perfil nuevo que antes no había.

No sé si quiero saberlo...
-Son personas y familias con trabajo, pero con unos sueldos tan bajos que no les da para vivir. Y tienen que reclamar ayuda porque no les da. Gente que además suele tener cargas familiares, hipotecas€ Son situaciones muy complicadas. Antes tú tenías trabajo y te mantenías. Ahora puede que no te mantengas. Y eso es muy duro.

¿Se está cronificando las personas beneficiarias de estas ayudas?
-Por desgracia hay un proceso de cronificación de la pobreza y los ERTE han reducido mucho la capacidad adquisitiva. Y hay gente en edades malas, con cincuentaytantos, para los que recuperar el trabajo es complicado aunque tienen todavía por delante un recorrido importante y gastos importantes a los que hacer frente, con hijos estudiando, la hipoteca...

En fin. ¿Se atreve a dar una estimación para esta campaña?
-Me da esperanza que la recogida de mayo de 2021 fue superior a la de 2020. Fue de las más elevadas. Si llegamos a 271.000 kilos, bueno fueron euros entonces, pero si llegamos a los 270.000 kilos hemos triunfado. Es la expectativa que tenemos. Y las vizcainos y los vizcainos siempre me dejan mal, jajaja, porque digo una cosa y dan más; así que espero seguir equivocándome.

El Ministerio ha empezado a repartir los alimentos donados por la UE.
-Ha llegado. Empezamos el reparto en unos días. No nos caben en Basauri y están [465.000 kilos de alimentos] en un centro de logística. Lo haremos en dos meses porque así la gente tiene más fácil la recogida y lo puede administrar mejor. Empezaremos la semana que viene, después de la campaña.

noticias de deia