Zaragoza 80-82 Bilbao Basket

Permiso para seguir soñando en el Bilbao Basket

El Surne Bilbao Basket saca de nuevo su vena competitiva para romper una racha nefasta ante el Casademont Zaragoza y vuelve a enlazar cuatro victorias consecutivas que le permiten meterse de lleno en la lucha por el 'play-off'

02.05.2022 | 00:13
Ángel Delgado arrebata un balón a Omar Cook en el encuentro de ayer entre el Casademont Zaragoza y el Surne Bilbao Basket.

AHORA el Surne Bilbao Basket sí que puede pensar en disputar el play-off. El triunfo ante el Casademont Zaragoza, que rompió una penosa racha de cinco derrotas consecutivas por más de 20 puntos ante el equipo maño y permitió alcanzar las cuatro victorias como visitante esta temporada, coloca a los hombres de negro con dieciséis victorias y otras tantas derrotas e igualados con el octavo puesto que ahora mismo tiene cuatro aspirantes: el UCAM Murcia, el Gran Canaria, el propio Bilbao Basket y el Breogán, que dio la sorpresa en la isla y se metió de lleno en una pelea en la que su presencia puede beneficiar al conjunto vizcaino.

Los objetivos cambian de la mano de los resultados y el Bilbao Basket ha encontrado otra racha de cuatro victorias consecutivas cuando aún le quedan dos partidos por jugar. Ahora le llega otro parón involuntario, obligado por la disputa en Miribilla de la Final a Cuatro de la Basketball Champions League este próximo fin de semana, y ya se sabe que eso supone un arma de doble filo por el tiempo de espera hasta la semana en la que disputará ante el Barcelona el día 10 y el Real Betis el día 15 los dos partidos en los que se definirá una temporada que ya lleva una nota altísima.

El caso es que el partido del Príncipe Felipe fue un tiovivo, con varias alternativas en el marcador y en el que, pese a un tramo entre el final del primer cuarto y el inicio del segundo, el Bilbao Basket estuvo más tiempo por delante en el marcador. Este desarrollo fue lógico por la necesidad de la victoria para los dos: para los locales porque suponía su salvación matemática y para los visitantes porque les permitía mirar a ese objetivo que hasta hace poco no entraba en sus planes. Al final, el equipo de Álex Mumbrú logró domar los arrebatos del conjunto aragonés, que llegaron la mayoría a partir de su intensa actividad en el rebote de ataque. Fueron 17 capturas en el aro bilbaino que le dieron diez posesiones más que el Zaragoza no aprovechó por su desacierto en el tiro, salvo Kilpatrick.

acciones de 2+1
 

Una de las virtudes del Bilbao Basket fue reducir la aportación de Ferrari y Mekowulu, los dos jugadores que habían insuflado energía y mentalidad positiva al Zaragoza para salir de los puestos de peligro. Eso fue costa de dejar más espacio a Hlinason y Thompson, que hicieron daño, pero no de forma continua. Fue especialmente llamativo que el conjunto bilbaino concediera ocho acciones de canasta con tiro adicional, la mayoría al pívot islandés. Sin embargo, fueron daños colaterales de una táctica que estaba clara y que acabó por desconectar del partido a las piezas más importantes de Dragan Sakota. En cambio, el Zaragoza quiso buscar las vueltas a Delgado, que sufrió dos faltas antideportivas que no fueron sancionadas. Al menos, el dominicano ha asumido que esto va a ser así y acabó de nuevo con otro doble-doble de puntos y rebotes que permitieron a su equipo estar siempre en el control de lo que sucedía.

Masiulis se mostró más decidido en ataque que otras veces y demostró su facilidad para romper la cancha y Goudelock apareció tras el descanso para anotar algunas canastas importantes. Una canasta suya puso el 75-76 a 1.36 del final y en la media docena de posesiones decisivas, el Bilbao Basket perdió una tontamente, pero rescató dos muy valiosas. Cuando toda la defensa del Zaragoza puso su atención en la Minimamba, aparecieron Hakanson y Luz para anotar dos tiros decisivos que dieron lustre a un partido que había sido discreto en ataque por su parte y dejaron en nada el triple entre medias de Kilpatrick, cargado de calidad y determinación en un momento delicado para su equipo, que ya atisbaba la oportunidad de buscar la permanencia en la prórroga. El Surne Bilbao Basket ya dejó atrás esa batalla y ahora se permite seguir soñando con regalarse un play-off al que otros aspiraban con más argumentos.

Cuatro equipos aspiran a alcanzar la octava plaza ya que el Bilbao Basket y el Breogán dieron ayer un paso adelante con sus triunfos

El conjunto de Mumbrú sufrió en las acciones cerca del aro, pero a cambio logró desactivar a Ferrari y a los tiradores del Zaragoza


noticias de deia