Zupiria cree que "la situación pide" el mayor apoyo a las Cuentas vascas

El Gobierno de Urkullu aprobará el martes el proyecto e iniciará contactos con los grupos

22.10.2021 | 00:15
El consejero Azpiazu, en la reunión del Consejo Vasco de Finanzas.

El portavoz y consejero de Cultura y Política Lingüística del Gobierno vasco, Bingen Zupiria, recordó ayer jueves que el Ejecutivo autonómico no requiere del apoyo de ningún otro grupo parlamentario para aprobar los Presupuestos para 2022, ya que los parlamentarios del PNV y del PSE suman mayoría absoluta, aunque añadió que cuantos más apoyos obtengan las Cuentas "mejor" porque "la situación lo pide"; abriéndose así a negociar con la oposición, en la misma línea que ya ha expresado el lehendakari Iñigo Urkullu en varias ocasiones.

En una entrevista concedida a Euskadi Irratia, Zupiria explicó que el próximo martes se aprobará en Consejo de Gobierno el proyecto de presupuestos del Ejecutivo de Urkullu para el próximo año, se enviará al Parlamento, y que será entonces cuando comiencen los contactos con el resto de grupos parlamentarios. "Veremos qué opciones hay", añadió el consejero sobre las conversaciones con la oposición.

"El Gobierno Vasco de por sí no necesita de nadie para aprobar estos Presupuestos, por lo que saldrán sí o sí. A partir de ahí, cuantos más apoyos tengan esos Presupuestos mejor, porque la situación así lo pide", insistió sobre unas Cuentas que serán las más amplias de la historia de la CAV, con una previsión de más de 13.000 millones de euros de gasto público.

En este sentido, el portavoz del Gobierno vasco defendió que "los actos están por encima de las declaraciones" y que cada grupo representado en el Parlamento "sabrá qué necesidad tiene que de llegar a acuerdo". En este punto, se refirió en concreto a EH Bildu, que, en su opinión, tiene "necesidad" de apoyar los Presupuestos tanto del Gobierno español como del Gobierno de Nafarroa, mientras que en la Comunidad Autónoma Vasca "la situación es otra".

"El Gobierno vasco no tiene necesidad de los votos de EH Bildu, y Maddalen Iriarte hasta ahora no ha sido compañera de viaje, sino alternativa, ya que se presentó como candidata a lehendakari en la sesión de investidura. No sé cómo ve EH Bildu su posición en estos momentos, ni si va a facilitar el llegar a un acuerdo", resumió Zupiria.

Por otra parte, el portavoz de Lakua destacó que "no hay dinero de Europa" en los más de 13.000 millones de euros del proyecto de Presupuestos del Gobierno vasco, y que "ese dinero lo han puesto los ciudadanos vascos, a través de sus impuestos o de la deuda". Además, aseguró que en las Cuentas se propone "el mayor plan de inversiones que se ha hecho nunca" y que, por lo tanto, las inversiones recogidas en el proyecto "se van a hacer sí o sí, llegue dinero de Europa o no" con los anunciados fondos Next Generation.

"A partir de ahí, Gobierno vasco, diputaciones, ayuntamientos y numerosos agentes han presentado sus proyectos para los próximos años, y esos proyectos se harían de manera más sencilla cuanto más dinero llegará de los fondos europeos", argumentó el también consejero de Cultura.

petición a sortu


En otro orden de cosas, Bingen Zupiria se refirió a los últimos movimientos de Sortu en cuanto a la memoria de la violencia, y reclamó a la izquierda abertzale que "se ponga en la piel" de las víctimas. Indicó asimismo que "este movimiento político empujó a muchas personas a matar", por lo que el "peso" de la violencia no debe recaer solo en los "autores" de los atentados, sino en sus "amparadores e impulsores".

El consejero señaló que "entiende" que la izquierda abertzale y el líder de EH Bildu, Arnaldo Otegi, "pongan el tema de los presos" de ETA "sobre la mesa, ya que están en deuda con ellos". A su juicio, los reclusos "son los autores de esa violencia, pero esa violencia tuvo muchos amparadores y muchos impulsores". En esa línea, Zupiria expresó que "no se puede decir que sea justo que el peso de toda la violencia caiga sobre esos reclusos y otras organizaciones políticas no la asuman".

El portavoz del Ejecutivo autonómico resaltó además que "una parte de la paz es la ausencia de violencia, pero ahora toca a todos analizar y encaminar las consecuencias de esa violencia y, especialmente, ponerse en el lugar de todas las víctimas" del conflicto vasco. "Sobre las que han muerto no hay solución, pero sobre las que están vivas y han padecido mucho sí hay y sería bueno que la izquierda abertzale se pusiera en la piel de las víctimas e hiciera esfuerzos para curar ese dolor", concluyó.

noticias de deia