Aragončs pide a Junts renunciar a maximalismos para no bloquear Catalunya

El candidato de ERC se somete a la primera votación en el pleno de investidura sin los apoyos necesarios para ser elegido president

26.03.2021 | 12:29
El candidato de ERC, Pere Aragončs, durante su intervención en el pleno de investidura

El vicepresidente de la Generalitat en funciones y candidato de ERC a la Presidencia, Pere Aragonès, ha confiado en convencer este viernes a Junts con su discurso de investidura para que voten a favor de su elección como presidente del Govern, y ha defendido que es una cuestión de "voluntad de acuerdo".

"No será fácil, lo sé. Pero creo que lo que he explicado hasta ahora y sobre todo lo que explicaré cuando detallemos las prioridades y compromisos del Govern que quiero liderar, con todos los matices que hagan falta, puede ser asumido por todas las partes si realmente hay voluntad de acuerdo, si realmente hay voluntad de entendimiento", ha afirmado en su discurso de investidura en el pleno del Parlament.

Aragonès ha agradecido el apoyo de la CUP y ha tendido la mano a los partidos con quien comparten "los objetivos de afrontar con toda la fuerza y sin más demora todas las urgencias sociales, la reconstrucción económica del país y la resolución del conflicto con el Estado", refiriéndose especialmente a Junts, pero también a los comuns.

ARAGONÈS APUESTA POR CELEBRAR OTRO REFERÉNDUM

Pere Aragonès ha priorizado este viernes la resolución del conflicto catalán como uno de los objetivos que debe tener el futuro Govern, y ha apostado por la celebración de otro referéndum.

"Queremos que el conjunto de la ciudadanía escoja, a través de un referéndum de autodeterminación, cuál es la mejor vía para generar bienestar y prosperidad para todo el mundo, para mejorar la vida de todos y todas. En el que los estamos a favor y los estamos en contra de la República catalana nos podamos manifestar con la misma libertad", ha destacado en su discurso de investidura en el pleno del Parlament.

Para Aragonès, la resolución del conflicto entre Catalunya y el resto de del Estado es uno de sus objetivos junto a otras prioridades, como atender las urgencias y desigualdades, y el impulso de la reconstrucción social y económica de la sociedad catalana.

Según él, apostar por un referéndum es "una forma justa, democrática y sencilla" de querer resolver el conflicto ante una alternativa del Estado que pasa, según su criterio, por la judicialización y la represión.

"Mientras no se resuelva democráticamente el conflicto entre el Estado y Cataluña, la democracia estará en crisis. Y a esta crisis, hoy tenemos que sumar la amenaza que representa la irrupción de la ultraderecha desacomplejada en el Parlament", ha advertido, dejando claro que siempre se opondrán a su discurso.

 

noticias de deia