Enkarterri

Bonos de 5 euros para hacer compras en Arrigorriaga

Ayuntamiento y Adecka lanzan una campaña que supone el regalo de tiques a todos los mayores de 18 años

22.06.2020 | 00:39

Arrigorriaga – Con el objetivo de mitigar la situación de pérdida económica de los comercios y servicios de Arrigorriaga y cuyas actividades quedaron suspendidas o gravemente afectadas a consecuencia de la declaración de estado de alarma, el Ayuntamiento de la localidad y la asociación de comerciantes Adecka lanzan la campaña Todos somos comercio local.

La iniciativa supone la entrega a cada vecino empadronado mayor de 18 años de un bono descuento por valor de 5 euros que podrá ser canjeable hasta el próximo 27 de julio en los establecimientos adheridos a esta iniciativa y que podrán ser identificados gracias a la pegatina y cartel diseñados para este fin. En concreto, la medida llegará a 10.100 personas que dispondrán de un bono nominativo y personal que se ha hecho llegar a su domicilio en el interior de un sobre.

El modo de empleo del bono es muy sencillo. Para poder beneficiarse del descuento de 5 euros, el portador tan solo tiene que realizar una compra igual o superior a 15 euros en alguno de los establecimientos comerciales o negocios de servicios de Arrigorriaga adheridos, y se permite la utilización de un máximo de dos tiques por compra siempre y cuando, en ese caso, el gasto sea superior a 30 euros.

Esta es una de las medidas incluidas en el plan de acción para ayudar a la recuperación del sector servicios de la localidad acordado y consensuado entre todos los grupos políticos de la corporación. La partida económica destinada a esta campaña asciende a 50.500 euros y, para que llegue al mayor número de negocios, también se ha establecido que cada establecimiento solo podrá recibir un límite máximo de 300 bonos por parte de su clientela.

Y es que el principal propósito de la iniciativa es bidireccional. Por un lado, concienciar a los habitantes del municipio de la importancia de apoyar al comercio local en estos momentos de crisis económica y, por otra parte, paliar las pérdidas económicas de los negocios que han tenido que cesar su actividad durante el estado de alarma, dinamizando la clientela de cercanía, sobre todo del propio municipio.