Clausurado en Barakaldo un pub con 115 personas incumpliendo normas sanitarias

Se trata de la cuarta vez que el establecimient incumple las medidas contra el coronavirus

10.03.2021 | 15:55
En el pub de Barakaldo se encontraban 115 personas y se estaba celebrando también una fiesta de cumpleaños.

La Policía Local de Barakaldo desalojó y clausuró el sábado un pub en el que se encontraban 115 personas, superando el aforo máximo e incumpliendo varias normas sanitarias, y se estaba celebrando también una fiesta de cumpleaños. Se trata de la cuarta vez que el establecimiento ahora clausurado incumple las medidas preventivas contra el coronavirus.

Según ha informado el concejal de Seguridad Ciudadana y Protección Civil de Barakaldo, Angel Madrazo, los hechos ocurrieron en la tarde del pasado sábado, cuando agentes de la Policía Local observaron la continua entrada de clientes en un local hostelero situado en la zona centro.

Ante las sospechas de que dentro del recinto no se estuvieran cumplimiento a las medidas de prevención decretadas por el Gobierno vasco para evitar la propagación del coronavirus, varios policías procedieron a realizan una inspección del mismo.

BAILANDO SIN MASCARILLA


Madrazo ha explicado que, durante la inspección, los agentes pudieron constatar como en el interior del local no se estaba guardando ningún tipo de medida. "Los clientes se encontraban consumiendo de pie y en la barra, algunos de ellos sin mascarilla y bailando, los grupos de personas sentados superaban ampliamente el número máximo de cuatro personas, y además, en la parte trasera del local se había habilitado una zona en la que se estaba celebrando un cumpleaños, incumpliendo todo lo relativo a distancias, número de personas por mesa y consumo de pie", ha relatado.

El número de clientes detectado en el interior hizo sospechar asimismo que el aforo máximo se rebasaba con creces, por lo que los agentes procedieron al desalojo y recuento de clientes. El cálculo arrojó 115 personas, cuando el aforo del local es de 133 personas, que con la reducción actual del 50% estaría limitado a un máximo de 66 personas, todas ellas debiendo consumir en mesa.

Analizadas las circunstancias, la Policía Local decidió proceder al desalojo del local y posterior cierre, ya que al incumplimiento de las normas sanitarias se añade que "el alto número de personas reunidas en el establecimiento podía desembocar en un grave incidente de orden público", ha precisado el responsable de Seguridad Ciudadana.

LOCAL REINCIDENTE


Angel Madrazo ha calificado de "muy grave" lo sucedido en este recinto hostelero y ha desvelado que ya es la cuarta vez que el establecimiento incumple las medidas preventivas. En dos de las ocasiones anteriores, el regente del local cerró ante la llegada de los agentes, con lo que impidió que se realizara una inspección del recinto y los agentes se mantuvieron en el exterior a la espera de la salida de clientes. En esta ocasión, ha sido una patrulla no uniformada la que ha permitido poder actuar inmediatamente.

Madrazo ha indicado que ante la conducta reincidente del local se incoará un expediente sancionador que, aparte de una multa económica de hasta 15.000 euros, posibilite la clausura temporal del mismo.

"A pesar de lo ocurrido en este local, quiero resaltar una vez más que la conducta de la mayoría de los hosteleros esta siendo correcta y de absoluto respeto y colaboración con la Policía Local", ha manifestado el concejal de Seguridad Ciudadana y Protección Civil.

Por último, Angel Madrazo ha pedido de nuevo responsabilidad y compromiso cívico a usuarios y responsables de actividades económicas porque, según ha dicho, "de lo contrario, el esfuerzo colectivo habrá sido en balde". En cualquier caso, ha advertido que "las conductas incívicas que incumplan las normas sanitarias" serán sancionadas por la Policía Local.

noticias de deia