El ciclista de Muskiz Alberto Vallés opta a la beca WITL para su proyecto humanitario

Exfuncionario de Muskiz, lleva 521 votos con su iniciativa '5.000 kilómetros solidarios en bici

09.12.2020 | 01:12
Instantánea de Alberto Vallés el pasado 26 de septiembre cuando inició la prueba Muskiz-Tarifa non-stop con la que apoyó a Aspanovas.

Uno de los valores que promueve la plataforma de contenidos inspiradores WITL, Where is the limit?, es que en la vida como en el deporte "cualquier obstáculo es más fácil de enfrentar si se hace con espíritu deportivo". Liderada por el ex CEO de GAES Antonio Gassó, la plataforma se ha convertido en una filosofía de vida con miles de seguidores que buscan diariamente su propio límite personal para lo cual, desde 2011 creó la beca WITL a la que en esta edición aspira el muskiztarra Alberto Vallés, que ha propuesto el reto deportivo-solidiario Il diavolo. 5.000 kilómetros solidarios en bicicleta a realizar entre mayo y octubre de 2021.

El proyecto de Alberto Vallés, exfuncionario del Ayuntamiento de Muskiz, combina la superación de la discapacidad psíquica que le llevó a una jubilación anticipada a través de la práctica del ciclismo de ultrafondo, con el apoyo solidario a causas como la de Aspanovas, la lucha contra el cáncer infantil de Uno entre cien mil o en la de STOP FA en pro de la investigación de la rara enfermedad conocida como Ataxia de Friedrich.

"Mi proyecto para 2021, lo mismo que los hechos este año, quiere ser un rayo de esperanza para las miles de personas que padecen mi enfermedad, incentivarles a hacer deporte y ayudar a desestigmatizar socialmente nuestra enfermedad. Al mismo tiempo pedalearé para ayudar a recaudar fondos y socializar enfermedades para niños y niñas que las padecen, tanto las consideradas raras como otras más comunes como el cáncer infantil", señala este deportista que ahora mismo se repone de una lesión muscular de la que espera irse reponiendo poco a poco para llegar en mayo al inicio de los cinco retos trasladados a la beca WITL.

En esta edición se han presentado un total de 34 proyectos entre el que se encuentra el de Il Diavolo de Muskiz, quien confía en quedar entre los diez finalistas más votados por los internautas que serán evaluados por un jurado que determinará la asignación de una beca dotada con un mínimo de 6.000 euros entre una o varias de las propuestas finalistas. De momento, y en apenas una semana desde la aceptación de la idea por los responsables de WITL, el proyecto lleva cosechados 521 votos en la web (https://www.witl.es/becas/beca-edicion-2021?go=form) que aceptará apoyos hasta el próximo 30 de abril.

Los retos
 

La propuesta que presentó a la beca Where is the limit? consiste en hacer 5 retos en los que Alberto Vallés recorrerá 5.000 kilómetros. "Son retos muy exigentes a nivel deportivo, que requieren de mucha preparación y mucha fuerza mental", destaca Vallés cuya primera prueba será las 48 horas non-stop en Mungia, un desafío que se hará en mayo de 2021 con el objetivo de alcanzar los 1.000 kilómetros y recaudar fondos para STOP FA.

"Antes de esta prueba y si nos lo permite la pandemia, junto con el korrikolari Abel Fernández, Spiderabel, queremos hacer un desafío en febrero, él a pie y yo en bici, de ascenso al monte Oiz donde presentaríamos oficialmente la prueba", comenta Vallés. En junio quiere completar la prueba Muskiz-Roma, 1.800 kilómetros sin parar cuya recaudación irá para Aspanovas. Esta asociación será destinataria también de la recaudación obtenida con la ruta Muskiz-Villaba-Paris. 1.100 Amets non-stop, haciendo La ruta de Indurain. Ya en septiembre, abordará las 24 horas sin pausa, con el objetivo de superar los 600 kilómetros. La recaudación será para la fundación Uno entre cien mil, que trabaja para investigar la leucemia infantil. En octubre correrá nuevamente la Muskiz-Tarifa non-stop. 1.100 kilómetros sin apoyo para seguir ayudando a Aspanovas.

"He elegido retos muy exigentes que requieren de mucha preparación y fuerza mental"

Alberto 'Il diavolo' Vallés

Ciclista amateur de ultrafondo