Los partidos se posicionan ante la consulta de Durango

La ciudadanía votará el domingo la paralización del proyecto Peri 1-Ferrocarril, con la abstención de la oposición

11.03.2021 | 00:44
Durango consultará sobre los terrenos liberados del tren.

A falta de 72 horas para la consulta sobre los terrenos liberados del tren, las formaciones políticas de Durango han tomado posiciones. El domingo, la villa sacará las urnas para pedir la opinión vecinas sobre su paralizar o no el proyecto PERI 1-Ferrocarril, o lo que es lo mismo, el plan de urbanización de los terrenos ganados a la soterrada vía del tren. Ante esta consulta, el PNV pedirá la abstención ya que "la judicialización y la paralización unilateral del proyecto por parte del equipo de gobierno hace que en estos momentos sea un sinsentido", defendieron los jeltzales.

Desde el PNV defendieron que "toda participación es buena; y toda consulta, con las debidas garantías jurídicas y con toda la información, es positiva". Estas circunstancias, a juicio de la formación jeltzale, no se han dado en este caso, ya que "el equipo de gobierno no ha trasladado a las y los durangarras toda la información acerca del proyecto, para que la ciudadanía pueda tomar una decisión conociendo bien sus consecuencias y resultados". En este sentido, recordó que el acuerdo suscrito en su día entre el Ayuntamiento de Durango, el Gobierno vasco y Euskal Trenbide Sarea (ETS), a la hora de diseñar y acordar el soterramiento del ferrocarril y el traslado de sus instalaciones fuera de Durango, reflejaba además la posibilidad de que fuera el Gobierno vasco quien pudiera reutilizar la parcela liberada, con el fin de poder recuperar parte de la importante inversión realizada para la obra de soterramiento "que tanto bien ha hecho en el municipio".

Ante esta situación, "la ruptura de este acuerdo y la expropiación de la parcela de 60.000 metros cuadrados supondría para el Ayuntamiento tener que pagar una indemnización valorada en 266 millones de euros al Gobierno vasco, por lo que las arcas municipales quedarían prácticamente en la quiebra, quedando mermada la capacidad de asumir los gastos de los servicios públicos", aseguraron.

Desde EH Bildu, en el gobierno, lamentaron que "el PNV de Durango haya optado por sumarse a las estrategias de desinformación e intoxicación del gusto de Trump. Un debate serio y maduro exige argumentos veraces, y no difundir burdos fake news". Aseguran que en el caso de que gane el , tras retirar el PERI aprobado en 2006, se deberá realizar un nuevo proyecto viable con la participación de la ciudadanía y la implicación real del Ayuntamiento y del Gobierno vasco. "Nos encontramos ante la gran oportunidad de diseñar un nuevo proyecto realista que nos permita superar esta crisis económica", explicaron.

El miércoles, Elkarrekin Podemos, que forma parte del gobierno, también solicitó el a la consulta. "Votar no, abstenerse o no ir es seguir afirmando el proyecto de las torres y eso no defiende el interés general de Durango. Aquí confrontamos dos modelos: o defender lo público o privatizar: o utilizar el suelo para uso público o el pelotazo urbanístico", dijo Julián Ríos. Por su parte, el PSE consideró hace unas semanas una "farsa" la consulta. A su juicio, la ciudadanía debe ser consultada sobre un proyecto "real y viable".

La portavoz socialista, Jesica Ruiz, lamentó que la consulta de EH Bildu y Podemos "no deja de ser un burdo instrumento para ocultar sus propias contradicciones con lo que planteaban hacen dos años y, así, poder justificarse ante la opinión pública".

formaciones

PNV. Los jeltzales apuestan por la abstención ya que "la ruptura del acuerdo" con ETS y "la expropiación de la parcela de 60.000 metros cuadrados supondría para el Ayuntamiento tener que pagar una indemnización valorada en 266 millones de euros al Gobierno vasco", defienden.

EH Bildu. Pidiendo el sí, aseguraron que "nos encontramos ante la gran oportunidad de diseñar un nuevo proyecto realista. La solución pasa por acordar un proyecto consensuado con la ciudadanía de Durango".

Podemos. Solicitando el sí, dejaron claro que "votar no, abstenerse o no ir es seguir afirmando el proyecto de las torres y eso no defiende el interés general de Durango".

PSE. Los socialistas valoraron hace unas semanas la consulta como "una farsa" y dejaron claro que no participará "de este engaño a los vecinos y vecinas de nuestro pueblo".

noticias de deia