Visitan a la patrona de Bizkaia

“La Amatxu nos dará salud”

Más de 180 personas mayores de residencias y centros de día de imq igurco visitan a la patrona de Bizkaia

09.02.2020 | 04:32
Rosa, Selene, Eugenia, Naia, Zorion, Miguel, Gurutze, Olatz, Miren, Jone y Mercedes. Fotos: Borja Guerrero

Más de 180 personas mayores de residencias y centros de día de imq igurco visitan a la patrona de Bizkaia

ALEGRES, elegantes y con mucha ilusión. Así se mostraron ayer las más de 180 personas mayores de las residencias y centros de día Bilbozar y Zorrotzgoiti, de Bilbao. y José María Azkuna, de Amorebieta, junto con los de la residencia municipal de Forua y el centro sociosanitario zornotzarra de IMQ Igurco Orue, para visitar a la Virgen de Begoña. La mayoría llevaban años sin verla, pero no la habían olvidado. "La última vez que estuve con ella fue antes de quedarme en silla de ruedas. Es emocionante venir porque mucha gente se habrá casado aquí o habrá vivido momentos bonitos en familia", comentó Elena Gutiérrez, de la residencia Igurco Zorrotzgoiti. Fueron muchas las peticiones que le hicieron a la Amatxu, pero todos coincidieron en seguir teniendo salud. "La Amatxu nos dará salud que es lo que le pedimos", afirmó Ascensión Carrero.

Como ella, el resto de sus compañeros también guardan en su memoria momentos especiales con la Amatxu de Begoña. Tanta era la emoción que sentían al verla que, en el caso de los residentes de IMQ Igurco Orue, colapsaron la peluquería del centro el miércoles por la tarde para prepararse para la ocasión. Así lo corroboró su directora, Mercedes de la Sota, que ayer les acompañó en su peregrinación. "Han madrugado, han desayunado y se han puesto su mejor traje. Va a ser una celebración muy bonita, en la que va a participar el director general con ofrendas, todos los residentes harán una petición y yo me he encargado de la liturgia", declaró.

Durante la celebración, que comenzó a las 12.00 horas en el interior de la basílica, los representantes de IMQ Igurco depositaron una ofrenda en las que se vieron simbolizados valores como la solidaridad, el compromiso, la profesionalidad y el cariño, todo ello con un ramo de flores para la Amatxu. Esta iniciativa se enmarca en el decimoséptimo aniversario de la entidad, rama sociosanitaria de la aseguradora vasca IMQ.

En silla de ruedas Más de la mitad de los asistentes a la celebración fueron en silla de ruedas, acompañados por familiares y profesionales de los diferentes centros que decidieron pasar un día tan emotivo junto a ellos. "Es la primera vez que hacemos una salida así. Hace unos años les llevamos a San Mamés y ahora les hemos traído aquí", comentó De la Sota.

Estos visitantes no fueron los únicos que rindieron honores a la Virgen de Begoña, ya que el jueves de la semana pasada cerca de 200 personas mayores de Otxarkoaga y San Adrián, Leioa Estartetxe, Getxo Aiboa, Ugao-Miraballes, Ondarroa y Galdakao Plazakoetxe junto a los mayores de IMQ Igurco Unbe, de Erandio, acudieron también a una cita similar. De esta manera, todos los residentes de la entidad han podido volver a ver a la Amatxu y viajar por un momento al pasado.

Tras la celebración, y después de cantar la tradicional despedida a la Virgen, Begoñako Andramari el coro Udondoko Txikiteroak puso la guinda a los actos, con unos cantos en el atrio del santuario. "Ha sido una experiencia muy bonita que volveríamos a repetir sin pensarlo. Espero que organicemos otra salida así en la que nos volvamos a juntar mucha gente", concluyó Elena Gutiérrez.