La unión entre La Avanzada y el Txorierri ganará un carril

Las obras darán comienzo a principios de 2021 y aliviarán la congestión en el entorno de Rontegi

23.11.2020 | 01:38
El enlace entre La Avanzada y el corredor del Txorierri mantendrá los cuatro carriles.

La Diputación sigue actuando en el entorno del puente de Rontegi. La solución definitiva a la congestión viaria de la zona llegará con la puesta en servicio del túnel bajo la ría en 2028, pero hasta entonces, toca seguir mejorando los flujos de vehículos en uno de los puntos con más densidad del territorio. A principios del próximo año se acometerán las obras para mejorar la confluencia entre el corredor del Txorierri y La Avanzada, añadiendo un nuevo carril que dará más fluidez a los tráficos que llegan desde ambas carreteras y se dirigen al puente de Rontegi.

La actuación, que supondrá una inversión de 2,7 millones de euros, remodelará el punto donde confluyen dos vías de alta capacidad: el corredor del Txorierri y La Avanzada. Ambas llegan a esta zona con dos carriles cada una, que convergen en tres, pese a que unos 300 más adelante se une un cuarto por el que llega la BI-735 desde Plaiabarri.

En los momentos de mayor intensidad, el tráfico hacia el puente de Rontegi genera un efecto embudo que sobrepasa la capacidad de la vía y produce congestiones. Estas son más frecuentes los días laborables por la tarde, de 17.00 a 19.00 horas, y los viernes a mediodía, de 14.00 a 15.00 horas.

Para aliviar estos problemas de congestión, será eliminada la confluencia entre el corredor del Txorierri y La Avanzada, dando continuidad a los cuatro carriles. Los vehículos que lleguen de Plaiabarri, por su parte, se incorporarán a través de un nuevo carril de aceleración.

Las obras comenzarán a principios del próximo año y se espera que se prolonguen durante diez meses, durante los cuales se tratará de causar las menores afecciones al tráfico, manteniendo el número de carriles actuales con una anchura mínima de 3,30 metros.

Estos trabajos se suman a los que ya ha llevado a cabo el departamento de Infraestructuras y Desarrollo Territorial para descongestionar, al menos en parte, el entorno de Rontegi, cuya alternativa llegará con la puesta en servicio, prevista para 2028, del túnel subfluvial entre Ballonti y Artaza.

Así, la primera fase de Kukularra, finalizada en 2019, ha permitido mejorar de forma notable la fluidez del tráfico que circula desde Rontegi hacia el corredor del Txorierri y Enekuri, completando cuatro carriles tanto en el puente, en sentido Getxo, hasta la bifurcación hacia La Avanzada y el corredor, como en el nudo una vez que se unen con los que llegan de La Avanzada. La segunda fase, actualmente en ejecución, incluye la construcción de un nuevo paso, bajo el actual ramal desde La Avanzada, para evitar los trenzados de los vehículos que, desde Leioa y Rontegi, quieren dirigirse hacia Enekuri o el Txorierri. Esta actuación finalizará en otoño de 2021 y supone una inversión de 10 millones de euros, que se suman a los 5,1 de la primera fase.

También finalizaron las obras para mejorar la capacidad de La Avanzada en su llegada a la rotonda de Artaza y se encuentra en fase de redacción el proyecto constructivo para reducir la congestión entre el nudo de Cruces y el puente de Rontegi.

Al detalle

Hasta 165.000 vehículos. El puente de Rontegi es actualmente la única alternativa de la red de alta capacidad para cruzar la ría, conectando carreteras que ya de por sí solas soportan una elevada intensidad de tráfico: La Avanzada, el corredor del Txorierri y la autopista A-8. El entorno de Rontegi alcanza picos de hasta 165.000 vehículos al día, convirtiéndose en un punto muy vulnerable, que sufre y repercute en las vías colindantes cualquier incidencia en el tráfico.

noticias de deia