plataforma FamiliaDos

Veinte farmacias se unen para ayudar a encontrar cuidadores

Con el objetivo de profundizar en su papel social y ofrecer nuevos servicios al paciente

17.12.2019 | 20:38
La farmacia de Josu Axpe, en Mungia, una de las adheridas a la plataforma FamiliaDos.Foto: Borja Guerrero

Con el objetivo de profundizar en su papel social y ofrecer nuevos servicios al paciente

bilbao - Atrás han quedado aquellas boticas de toda la vida. Las farmacias de hoy en día siguen dispensando medicamentos como antaño y ofreciendo ese consejo sanitario de confianza a los pacientes, pero llevan ya unos años renovando su modus vivendi para adaptarse a las nuevas realidades. Ahora, por ejemplo, es frecuente encontrarse con que organizan charlas con especialistas en materias relacionadas con la salud, descubren a sus usuarios otros modos de entender la alimentación o, simplemente, proponen hábitos saludables. El objetivo es dar un impulso ese papel social de la farmacia, dando cabida para ello a nuevos servicios. Una de las últimas experiencias en este sentido convierte a las farmacias en puntos de confianza para poder localizar profesionales que, puntualmente, puedan echar una mano en el cuidado de una persona mayor, durante la recuperación tras un alta hospitalaria o cuando un niño se pone enfermo y no hay con quien poder dejarlo unas horas. De momento, una veintena de farmacias de Bizkaia ya se han unido a esta plataforma (FamiliaDos) con la intención de suplementar la labor y atención prestada detrás del mostrador.

Una de ellas es la de Josu Axpe Torrontegui, en Mungia, que ya ha gestionado varios servicios. "Han sido muy fructíferos", resume en declaraciones a DEIA mientras repasa alguno de ellos: acompañar a consulta al ambulatorio, salir a caminar y airearse o pasar noches en hospital. "Y la persona que ha ido a cuidar ha sido muy cercana, el paciente ha estado tranquilo pasando la noche", ilustraba Josu. Solo esta farmacia mungiarra ha atendido una decena de solicitudes de servicios de cuidador. Y en Bizkaia, en total, han sido gestionados algo más de un centenar de servicios y las búsquedas de información han superado el millar, apunta Ernesto Bravo, directivo de FamiliaDos, el servicio lanzado por la cooperativa de distribución farmacéutica Novaltia.

"La unidad de servicio que damos son horas de cuidados prestados por un profesional. En varios temas. En el de los niños por ejemplo, vemos FamiliaDos como una herramienta de conciliación para las familias. Se te pone un crío malo: ¿Cómo lo solucionas si tienes que ir al trabajo? Puedes encontrar a alguien en menos de una hora. Y eso no es tan fácil de conseguirlo", despacha Bravo. Una idea que comparten desde la farmacia Axpe Torrontegui: "Fíjate esa gente mayor que por una u otra razón no puede estar cuidada atendida por un familiar? A todos nos falta tiempo y este servicio puede solventar necesidades puntuales de esa persona mayor o de esa familia". Aquella idea de negocio que surgió en 2015 como un servicio on line también ha evolucionado y ahora ha bajado a pie de calle.

"Solo cogemos y damos de alta a un 9% de todos los cuidadores que quieren entrar. Somos muy estrictos. Y el cuidador que tenemos en la plataforma es profesional y con formación. De este modo, el farmacéutico se siente seguro y entonces recomienda con confianza", valoraba el responsable de FamiliaDos. Un requisito que, a juicio del profesional mungiarra adherido a esta plataforma, se cumple con creces. "Vemos necesario que sea un servicio de calidad y de cercanía. Que nuestros clientes estén seguros con el servicio que ofrecemos. Son gente profesional. En una caída, una patología grave? Son enfermeros, auxiliares de enfermería, médicos, gente con experiencia en el cuidado de las personas y la sanidad. Eso da tranquilidad a las personas al saber que están en buenas manos" decía, mientras Libi (de FamiliaDos) exponía a varios usuarios de su farmacia los puntos básicos de este servicio.

La titulación más frecuente es la de auxiliar de enfermería, tal y como confirma Bravo. El servicio casi siempre es demandado por una persona para su padre o madre, de edad avanzada: busca a alguien que le acompañe al médico, que le ayude a levantarse de la cama por la mañana, que le sustituya porque no puede ir a la residencia un día? "Un perfil de acompañamiento tanto en casa como en residencias para sustituir a los hijos que por lo que sea no se pueden apañar y necesitan a alguien que les eche una mano. O incluso para sustituir a un cuidador habitual que falta un día?". La bolsa de trabajo está formada, aproximadamente, por medio centenar de profesionales en tierras vizcainas y alavesas; y en Nafarroa, la plataforma cuenta con unos 250 especialistas en cuidados. "Cuando un usuario de residencia tiene que ir al médico tiene que ir acompañado y normalmente no hay personal suficiente para prestar este servicio; a veces va la familia, pero otra no puede y entonces van con nosotros", apostillaba Bravo, sobre este último caso.

noticias de deia