Los contactos de los casos con ómicron deberán guardar cuarentena

Deberán mantener un período de aislamiento tanto si están vacunados como si no, explica el Ministerio de Sanidad

01.12.2021 | 21:20
La ministra de Sanidad, Carolina Darias.

El Ministerio de Sanidad ha actualizado este miércoles su documento de 'Estrategia de Detección Precoz, Vigilancia y Control de COVID-10' para establecer que las personas vacunadas que hayan tenido contacto con algún caso de ómicron deberán guardar cuarentena, al igual que quienes lo hayan tenido con infectados por las variantes beta y gamma.

"La confirmación del tipo de variante no suele estar disponible en el momento del diagnóstico por lo que esta medida debe aplicarse también a aquellos casos en los que exista sospecha bien por información preliminar a través de PCR específica bien porque el caso forme parte de un brote que incluya casos producidos por dichas variantes", añade el documento.

Además, establece que deberán cumplir igualmente cuarentena las personas con inmunodepresión y los contactos de aquellos casos en los que se sospeche una transmisión a partir de visones.

El Ministerio de Sanidad ha implementado las prestaciones del sistema de gestión de los controles sanitarios de entrada a España 'Spain Travel Health' (SpTH), incorporando las medidas de control aprobadas por el Gobierno frente a la variante ómicron de la COVID-19.

Tal y como ha explicado el secretario general de Salud Digital, Información e Innovación del Ministerio de Sanidad, Juan Fernando Muñoz, desde este sábado, mismo día en que se publicaron en el BOE, el SpTH incorpora las medidas de aplicación a los viajeros procedentes de los 7 países declarados de alto riesgo (Sudáfrica, Botsuana, Eswatini, Lesotho, Mozambique, Namibia y Zimbabue).

Así, se permite a la autoridad sanitaria española contar con la trazabilidad de los viajeros de vuelos procedentes o que hayan estado en estos países en los últimos 10-15 días, y para los que se ha habilitado un itinerario de control específico frente a la COVID-19 y la variante ómicron, consistente en la petición de vacunación y prueba de detección de infección activa (PDIA), realización de test de antígenos a la llegada a España y cuarentena obligatoria de 10 días.

Este mismo fin de semana y, con la entrada en vigor de las nuevas medidas de control sanitario contenidas en la Resolución de la Dirección General de Salud Pública publicadas en el Boletín Oficial del Estado, se ha controlado a unas 275.000 personas: 140.000 que llegaron a España el sábado 27 de noviembre y otras 135.000 el domingo, día 28.

Por otra parte, el Ministerio de Sanidad, a través de un documento del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES) que dirige el doctor Fernando Simón, ha recomendado establecer límites en el número de participantes en eventos sociales y públicos y sociales, "especialmente durante las celebraciones de las fiestas navideñas", "debido al contexto epidemiológico actual" y a "las incertidumbres asociadas a la variante ómicron", además de "una posible disminución de la efectividad vacunal con el tiempo".

noticias de deia