Alemania 2 - 2 Hungría

Alemania esquiva el desastre

Hungría, que se adelantó dos veces, tuvo contra las cuerdas a los de Löw, salvados por Goretzka

24.06.2021 | 00:58
Mats Hummels, de fuerte cabezazo, envía un balón al larguero.

Alemania 2

Hungría 2

ALEMANIA: Neuer; Ginter (Min. 83, Volland), Hummels, Rüdiger; Kimmich, Gündogan (Min. 58, Goretzka), Kroos, Gosens (Min. 82, Musiala); Sané, Havertz (Min. 68, Werner) y Gnabry (Min. 68, Müller).

HUNGRÍA: Gulacsi; Botka, Orban, Attila Szalai; Nego, Fiola (Min. 88, Nikolic), Attila Nagy, Kleinheissler (Min. 89, Lovrenciks), Schäfer; Adam Szalai (Min. 82, Varga) y Sallai (Min. 75, Schön).

Goles: 0-1: Min. 11; Adam Szalai. 1-1: Min. 66; Havertz. 1-2: Min. 68; Schäfer. 2-2: Min. 84; Goretzka.

Árbitro: Sergei Karasev (Rusia). Amonestó a Botka, Gündogan, Sané, Adam Szalai y Fiola.

Incidencias: Partido de la tercera jornada del Grupo F disputado en el Allianz Arena de Múnich.

Un gol de Leon Goretzka en el minuto 84 dio un sufrido empate a Alemania (2-2) ante una heroica Hungría, lo que clasifica al conjunto de Joachim Löw para octavos de final, en los que se encontrará con Inglaterra en un duelo tremendo e histórico. Durante muchos minutos, la selección germana estuvo eliminada. Sorprendida por el fulgor de los magiares, rozó la tragedia, pero encontró finalmente el acierto del centrocampista del Bayern Múnich para seguir con vida en el torneo continental. Hungría, que también tenía sus opciones de clasificación, se adelantó en dos ocasiones ante los atónitos jugadores germanos, que acabaron sacando su orgullo para salvarse, aunque deberán mejorar notablemente ante Inglaterra en Wembley.

No tardó en meter el miedo al cuadro húngaro bajo la lluvia. Un remate de cabeza del capitán Adam Szalai abrió el marcador, metiéndose entre Mats Hummels y Mathias Ginter y aprovechando un centro de Roland Sallai. Con ese panorama, su conservador planteamiento inicial cobró aún mayor sentido ante una Alemania que tenía muchas dificultades para llegar con claridad, aunque Hummels, con un cabezazo al larguero, y Ginter rozaron las tablas en las dos opciones más claras del bando de Löw.

Los nervios, sin duda, atenazaban a los germanos, conocedores de que durante algunos tramos el resultado entre Portugal y Francia tampoco les favorecía. Para su fortuna, lograron equilibrar el marcador en una acción casi de casualidad. Gulacsi salió mal a cortar una falta lanzada por Toni Kroos y el balón terminó en dirección a la portería tras tocar Havertz. Alemania volvía a estar en octavos, pero su alegría duró exactamente 15 segundos, que fue lo que se demoró Schäfer en marcar el segundo gol húngaro en un minuto enloquecedor.

Le tocaba al equipo de Löw remar otra vez en contra de la corriente. Alemania hizo dos cambios ofensivos, Jamal Musiala por Gosens y Volland por Ginter, lo que implicaba claramente un riesgo ante los contragolpes húngaros. Pero al final la entrada del joven Musiala dio sus frutos. Una jugada suya por la izquierda puso el balón en el área y terminó con un remate raso de Goretzka, que había entrado por Gündogan en el 58, que significó la clasificación para Alemania y la eliminación de una heroica Hungría.

noticias de deia