Lointek Gernika 49-75 Valencia Basket

Lágrimas por un final demasiado duro

el lointek gernika, lastrado por la falta de acierto, pone fin a su mejor temporada tras caer ante un valencia basket, superior de principio a fin

09.02.2020 | 00:57
Naiara Díez y Itziar Ariztimuño reflejan en sus rostros la tristeza de las jugadoras del Lointek Gernika tras la derrota de ayer ante el Valencia.

El Lointek Gernika, lastrado por la falta de acierto, pone fin a su mejor temporada

Lointek Gernika49

Valencia Basket75

LOINTEK GERNIKA BIZKAIA: Vanderwal (5), Williams (11), Bezhynska (5), Nacickaite (2), Roundtree (4) -cinco inicial- Banham (2), Díez (8), Mazionyte (2), Pascua (10), Ariztimuño (0).

VALENCIA BASKET: Gómez (4), Abalde (16), Tirera (16), Pina (11), Davis (11) -cinco inicial- Moore (2), Díaz (0), Cotano (0), Bettencourt (3), Brown (12).

Parciales: 8-18, 20-33 (descanso), 28-53 y 49-75.

Árbitros: Alcaraz, Mas y González. Eliminaron a Berezhynska.

Incidencias: Lleno absoluto en Maloste para cerrar la temporada del Lointek Gernika.

bilbao - Las lágrimas de las jugadoras del Lointek Gernika Bizkaia revelaron una gran decepción, pero no pueden tapar la mejor temporada de la historia del club en la que se han superado muchos hitos, menos el último, que quizás era el más difícil de todos. El Valencia Basket fue mejor en el tercer partido de una eliminatoria en la que el factor cancha ha sido más un lastre que un impulso y el conjunto gernikarra acabará el curso en quinta posición, la misma de las dos últimas campañas, y sin poder meterse por primera vez en las semifinales. Eso quedará para otro año.

La ilusión que había generado el partido después de que el play-off regresara a un abarrotado Maloste duró hasta el 4-0. El Valencia se puso en marcha, aprovechando su ventaja física en el poste bajo y moviendo muy bien el balón ante la defensa de las locales, y un parcial de 0-13 abrió numerosas vías de agua en el barco gernikarra que no hubo manera de tapar. La defensa taronja, que proponía cambios continuos, hizo pensar más de la cuenta a las jugadoras de Mario López, que no encontraban las lecturas correctas, consumían demasiado tiempo con el balón en las manos y, además, carecían de acierto a la hora de resolver. Fueron seis minutos y medio sin anotar que pusieron toda la presión en los hombros de las vizcainas para las que cada error era un paso más hacia la derrota.

En el primer cuarto, acabaron con más pérdidas de balón (4) que canastas en juego (3), pero lo peor es que el Valencia Basket, un equipo muy bien organizado, se había hecho con el mando. Davis y Brown, que durante toda la campaña, habían tenido un papel discreto han sido decisivas en la serie al elevar el nivel físico y defensivo de su equipo y ante eso el Lointek Gernika no tuvo respuestas. Si se pedía acierto, el primer triple no llegó hasta el decimosexto intento cuando el partido ya estaba muerto y así era imposible hacer avanzar el marcador, que se quedó en guarismos muy bajos.

Abalde hacía daño con sus tiros en la línea de fondo, Tirera también apareció al fin para el Valencia y Anna Gómez era la dueña del ritmo. En cambio, el conjunto gernikarra se estrellaba una y otra vez contra la defensa valenciana. Eso llevó al Gernika y a su público a masticar muchos minutos sin poder reaccionar y sabiendo que este iba a ser el último partido de la temporada. El Valencia Basket se llegó a poner 30 puntos por delante y el orgullo de querer reducir esa enorme brecha se vio limitado por la falta de fuerzas de una plantilla que ha tenido que saltar muchas barreras desde octubre, cada vez más altas.

Cuando tocaba poner la guinda a la temporada, dar un último regalo a la afición, apareció un muro muy alto, un Valencia Basket que está llamado a discutir en los próximos años la supremacía del Perfumerías Avenida y el Girona en la Liga DIA. El futuro se le apareció de repente al Lointek Gernika Bizkaia, un grupo de jugadoras, técnicos, directivos y aficionados a quienes el deporte no trató ayer de la forma que merecían. 41 partidos después, no pudieron superar sus límites y tuvieron que rendirse. Ha habido ilusión y también mucho de magia. Pero en un mal día le cogieron el truco.

SIN VASCOS EN SEMIFINALES DE LA LIGA DIA

noticias de deia