La residencia de Arratia podrá ganar espacio tras su reforma

La obra se abordará en fases y le dotará de más salas de estar para residentes

16.02.2021 | 00:43
Foto: A.U.M.

Arratiako Udalen Mankomunitatea sigue avanzando en su propósito de mejorar la funcionalidad de la residencia Arratiako Egoitza, ubicada en el municipio de Dima y un referente de atención sociosanitaria no solo en la comarca sino también a nivel de Bizkaia. La entidad que gestiona el centro, concertado con la Diputación Foral de Bizkaia, ha sacado a concurso la redacción del proyecto técnico para la ejecución material de la primera fase del edificio. El precio máximo de licitación ha quedado fijado en 26.000 euros y las empresas interesadas tienen hasta este jueves para presentar sus propuestas y ofertas.

El objetivo global de la actuación es el de distinguir las características y autonomías de los usuarios de Arriatako Egoitza en las diferentes plantas de la residencia, "para evitar la actual incomodidad que supone que dispongan de un mismo espacio de estar y comedor", precisa el anteproyecto de la iniciativa. Para conseguirlo, y dada la envergadura de las obras a abordar, se plantea realizar una reforma interior del inmueble en dos fases: la primera con un presupuesto estimado de 339.150 euros y la segunda alcanzaría un coste de 464.100 euros.

Reorganización espacios
 

El proyecto técnico que ahora se va a encargar tiene que definir al detalle y precisar la inversión que hay que realizar para la reconfiguración del diseño y los espacios interiores de la residencia para poder disponer de unas pequeños zonas de estar diferenciados en cada una de sus plantas.

Lo que plantea el anteproyecto en la planta baja es una nueva distribución de la zona administrativa, el despacho de médico- botiquín y los aseos del hall de entrada, dotar de mayor flexibilidad a la zona de comedores y la adecuación del acceso interior del Centro de Día. En la primera se considera necesario reubicar el baño geriátrico para ganar una zona de estar, habilitar nuevos aseos en zona común, un nuevo office y una habitación de emergencia en terraza actual. Y para la segunda planta se propone reubicar el baño geriátrico y la ocupación de hueco en doble altura actual para ganar dos zonas de estar, además de crear nuevos aseos en la zona común y una nueva enfermería en terraza actual.

Para una segunda fase se dejaría la ampliación de las zonas de estar de cada planta, una intervención que requeriría una modificación de las normas subsidiarias para posibilitar para hacer posible un pequeño aumento de edificabilidad y volumetría del inmueble.