La ilusión como nueva bandera

La afición del Bilbao Basket respira optimismo ante el nuevo reto de la Leb Oro y está satisfecha por el nivel dado por el equipo en pretemporada

Un reportaje de Jokin Victoria de Lecea - Viernes, 5 de Octubre de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Manu García, Asier Lozano, Leire González y Jesús Diego posan en las inmediaciones del Bilbao Arena vestidos de negro.Foto: Oskar M. Bernal

Manu García, Asier Lozano, Leire González y Jesús Diego posan en las inmediaciones del Bilbao Arena vestidos de negro.Foto: Oskar M. Bernal

Galería Noticia

Manu García, Asier Lozano, Leire González y Jesús Diego posan en las inmediaciones del Bilbao Arena vestidos de negro.Foto: Oskar M. Bernal

LA afición del Bilbao Basket tiene hambre de baloncesto. El descenso de la temporada pasada y la incertidumbre ante la nueva categoría no reducen los ánimos de la gente. Todo lo contrario. Lo nuevo atrae y la marea negra está con ganas de descubrir las todavía desconocidas virtudes de la LEB Oro. Esté sábado en Oviedo comienza una nueva etapa en el club bilbaino y por ahora la ilusión es el principal sentimiento. Un pequeño paso atrás para olvidar los malos momentos vividos y volver a sonreír desde las gradas. La condición de equipo recién descendido hace que el Bilbao Basket esté entre los candidatos a promocionar a la ACB. Sin embargo, entre los aficionados las aspiraciones de unos y de otros están mezcladas. Desde la casi obligación por ascender hasta la máxima cautela frente a un reto desconocido. A pesar de todo esto, el objetivo principal del público no pasa por los resultados, su mayor deseo es algo tan sencillo y a la vez complicado como disfrutar observando el deporte que les apasiona.

Las opiniones entre los aficionados bilbainos son variopintas, cada uno tiene la suya. Sus expectativas sobre un equipo al que todavía no conocen en competición oficial. Pero sobre las especulaciones constantes y las cábalas más aventuradas, domina una tendencia llena de optimismo. “Estoy con mucha ilusión. Estoy con ganas, hay muchas caras nuevas y creo que vamos a disfrutar del baloncesto en Bilbao, por fin”, afirma Asier Lozano, reflejando el sentir de gran parte de la marea negra. “Espero que nos hagan disfrutar de los partidos. En los partidos que han jugado hasta ahora, me ha parecido un equipo bastante potente este año y espero que Álex Mumbrú nos haga disfrutar”, añade Leire González.

El optimismo y la ilusión de los seguidores del club bilbaino no es un apoyo ciego causado debido al amor por su club. Es una esperanza bien fundamentada. Los resultados cosechados en la pretemporada, con una derrota en siete partidos, y las pinceladas del juego que proponen los nuevos ‘hombres de negro’ gusta a la afición. “Parece que han hecho una plantilla compensada con gente joven y jugadores que conocen la competición. Parece que vamos a ver esa filosofía que nos gusta a nosotros de pelear en defensa y salir corriendo”, opina Jesús Diego. El equipo ganó en pretemporada y consiguió en el camino cumplir otro de los objetivos marcados, enganchar al público. “Estuvo en tres partidos amistosos y disfrute mucho. Vi otro carácter, otro equipo y estoy con ganas de baloncesto”, reconoce Lozano.

El Bilbao Basket vivirá esta temporada en un escenario desconocido. Tanto el club como su masa social se encontraran con una categoría nueva. El nivel deportivo será menor y las heridas del descenso de la temporada pasada siguen ahí. Manu García no ve la nueva situación deportiva de los hombres de negro como algo drástico, también espera vivir grandes partidos en la segunda liga del baloncesto estatal: “Los que vamos a ver partidos de baloncesto lo hacemos porque nos gusta el baloncesto y este es igual en todas las categorías. Está claro que hay más calidad en ACB, pero en la LEB se ven otras cosas. La prueba de ello es que tenemos un equipo mucho más compensado y nos lo van a hacer pasar mejor a la hora de jugar”.

Entre tanto optimismo y buenos deseos, la palabra del ascenso no necesita demasiado para salir de la boca de los aficionados. “Partimos con la idea de que somos uno de los equipos favoritos y creemos que podemos ascender. Luego será el tiempo el que nos coloque en su sitio”, opina García. Más cauteloso es Diego, que apuesta por ir “paso a paso” dentro de “una categoría que desconocemos”. Pero ante la ACB es un sueño, la opción de volver a vivir momentos de gloria que todavía están en la memoria de muchos o que han llegado a los oídos de los más jóvenes por medio de los aficionados más veteranos. “No viví el ascenso anterior, pero sí que he vivido finales y nos han gustado mucho a los aficionados. Ya he soñado con un posible ascenso”, declara González ante una temporada desconocida pero llena de ilusión.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Otros deportes

ir a Otros deportes »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120