Talento, diseño y mucho temperamento

Alfa Romeo adorna su muestrario con el 4C, un exclusivodeportivo ‘made in Módena’ con evidentes reminiscencias deMaserati, disponible en formatos cupé y Spider convertible.Instala mecánica gasolina de 240 CV y parate de 66.200 euros

Un reportaje de J. Á. Martínez - Domingo, 27 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:00h

Alfa Romeo adorna su muestrario con el 4C. Foto: alfaromeo.es

Alfa Romeo adorna su muestrario con el 4C. Foto: alfaromeo.es

Galería Noticia

Alfa Romeo adorna su muestrario con el 4C. Foto: alfaromeo.es

ES el Alfa más ambicioso, el más espectacular, el que mejor conecta el legado histórico de la firma con el siglo XXI. Es el 4C, el deportivo que engarza diseño y tecnología para seducir a la minúscula y nada práctica colonia de clientela entendida, emocional y solvente. La propia marca del biscione, la serpiente heredada del blasón de los Sforza, se muestra orgullosa de su creación, que reconoce como “un guiño a la historia” y a la que describe como “una belleza al servicio de una mecánica potente”. Lo cierto es que esta pieza singular se fabrica en Módena, cuna de emblemáticas creaciones deportivas, bajo supervisión de Maserati, la otra selecta firma del grupo Fiat a la sombra de Ferrari.

Tantos ojos puestos sobre el proyecto no conceden demasiado margen al error. Todos los detalles del 4C Spider están inspirados por la pasión por la deportividad y la conducción. Es la carga genética de este exclusivo y radical biplaza de cuatro metros, disponible en formatos cupé y Spider convertible (ofrece techo textil o de fibra desmontable). El primero reclama oficialmente 66.200 euros y el segundo 79.550.

El chasis de esta máquina solamente pesa 73 kg;se trata de una única pieza confeccionada en fibra de carbono. El cárter y los dos bastidores son de aluminio, buscando solidez y ligereza. La carrocería exterior está hecha a base de compuesto SMC, material de baja densidad que combina su bajo peso (es un 20% más liviano que el acero) con su estabilidad dimensional, comparable a la del acero y superior a la del aluminio.

Alfa Romeo impulsa al 4C con una mecánica de gasolina 1750 Turbo también fabricada en aluminio, con estructura de cuatro cilindros e inyección directa. El propulsor, que va ubicado tras los asientos, justo sobre el eje posterior, transmite sus 240 caballos de potencia a las ruedas traseras con ayuda de una caja automática de seis marchas. Proporciona unas notables prestaciones. Su aportación lanza los 1.040 kilos del 4C a una velocidad máxima superior a los 250 km/h y permite acelerar de 0 a 100 km/h en 4,5 segundos.

El modelo posee detalles reveladores de su naturaleza, tales como pinzas de freno Brembo, cuyos cuatro pequeños pistones pueden ir coloreados en cuatro tonos: gris, negro, amarillo y el consabido rojo.

Los faros Bi-Xenon, la barra antivuelco Halo de fibra de carbono (opcional), las tomas de aire laterales de fibra de carbono, los tubos de escape dobles, los asientos deportivos y la carrocería única de fibra de carbono confieren al 4C Spider una identidad acorde a su condición de estandarte deportivo de la histórica Alfa Romeo.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Motor

ir a Motor »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120