cable submarino 'Marea'

La fibra óptica entre Sopela y Estados Unidos estará operativa en octubre

  • 'Marea' es un cable submarino de fibra óptica de última generación
  • Es capaz de transmitir 160 terabits por segundo, 16 millones de veces más rápido que una conexión doméstica

Carlos Zárate - Jueves, 27 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:02h

El alcalde de Sopela, Gontzal Hermosilla, recibió al alcalde de Virginia Beach, William Sessoms, y parte de su corporación.

El alcalde de Sopela, Gontzal Hermosilla, recibió al alcalde de Virginia Beach, William Sessoms, y parte de su corporación. (Foto: Sopelako Udala)

Galería Noticia

El alcalde de Sopela, Gontzal Hermosilla, recibió al alcalde de Virginia Beach, William Sessoms, y parte de su corporación.

SOPELA- La instalación de Marea, el cable submarino de mayor capacidad que cruzará el Atlántico y que unirá Sopela con la ciudad estadounidense de Virginia Beach, comenzará el próximo junio y se estima que para octubre ambas localidades estén conectadas por debajo del océano y el cable esté operativo.

Marea es un cable submarino de última generación con capacidad para transmitir 160 terabits por segundo, es decir, 16 millones de veces más rápido que una conexión de Internet doméstica. Por ejemplo, su capacidad permitirá cada segundo el intercambio de 36.000 películas en formato Blu-Ray.

Esta nueva conexión está impulsada por los gigantes norteamericanos Facebook y Microsoft que buscan cubrir la creciente demanda por parte de los consumidores de alta velocidad y conexiones fiables para sus servicios en la nube y on line, entre los que se encuentran Bing, Office 365, Skype, Xbox Live y Microsoft Azure. “Con el fin de servir mejor a nuestros clientes y proporcionar el tipo de conectividad fiable y de baja latencia que se merecen, continuamos nuestras inversiones en nuevas e innovadoras formas para mejorar de manera continua el acceso a la nube de Microsoft y la infraestructura global de Internet”, afirmó el año pasado cuando se dio a conocer la noticia Frank Rey, director de Red Global de Adquisiciones de Microsoft Corp. “Esto marca un nuevo e importante paso en la construcción de la infraestructura de la siguiente generación de Internet”, agregó.

Este cable submarino, de 6.600 kilómetros de longitud, será el primero que conecte Estados Unidos, a través del importante nudo de conectividad del Norte de Virginia, con el Sur de Europa. En concreto, enlazará Virginia Beach con Sopela, para luego alcanzar Oriente Próximo, África y Asia y Latinoamérica interconectado con otros sistemas de cable.

Esta ruta está situada “al sur de los sistemas de cables transatlánticos existentes que se encuentran en la región de Nueva York-Nueva Jersey”, según avanzó Microsoft. De este modo, “al estar separado de manera física de estos otros cables ayuda a garantizar conexiones más resistentes y fiables para nuestros clientes en Estados Unidos, Europa y otros lugares”. Como, por ejemplo, en caso de catástrofes naturales como un terremoto o bien por la intervención de barcos u otros elementos.

instalaciónMicrosoft y Facebook trabajan con Telxius, la empresa de infraestructura de telecomunicaciones de Telefónica, que será la encargada de la instalación del cable submarino. En concreto, Telxius es uno de los proveedores líderes en servicios de infraestructura de telecomunicaciones en Europa y América. Posee una red internacional con más de 65.000 kilómetros de cable submarino de fibra óptica de los cuales 31.000 son en propiedad.

Según las condiciones del contrato firmado por Facebook y Microsoft, la construcción de Marea comenzó en agosto del año pasado y se completará en octubre de este año. Según las estimaciones que barajan los responsables del proyecto, que cuenta con el beneplácito del Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, los trabajos se llevarán a cabo en la localidad vizcaina durante un periodo de dos semanas con el fin de no interferir en plena temporada estival, una de las peticiones formuladas por el Consistorio sopeloztarra.

El Ministerio español concedió el permiso administrativo para poder trabajar tanto en la mar como en la zona terrestre, al igual que lo concedió ya en abril del año pasado cuando se llevaron a cabo las primeras exploraciones con vistas a la inminente instalación.

En este sentido, según pudo saber este periódico, el proyecto cuenta con todos los permisos administrativos pertinentes y cumple con todos los requisitos medioambientales. De este modo, los responsables del proyecto aseguran que la intervención necesaria para llevarlo a cabo no supondrá “ningún impacto sobre la actividad pesquera ni deportiva”.

CABLETE Connectivy Subcom es la empresa encargada de suministrar el cable submarino que cruzará el Atlántico. Los cables submarinos están fabricados por capas para proteger la fibra óptica situada en el centro. En primer lugar, en el exterior del cable hay una capa protectora de polietileno, un plástico muy versátil que se usa, por ejemplo, en bolsas, juguetes e incluso chalecos antibalas. Debajo de este material hay una capa de acero trenzado que protege una barrera de aluminio destinada a evitar filtraciones de agua en el cable. Para mayor seguridad, antes de llegar a la fibra óptica hay una capa de policarbonato y un tubo de cobre.

Gracias a estas medidas de seguridad, el cable podrá disponerse con garantías a unos 5.000 metros de profundidad sobre el lecho marino a través de un ruta segura estudiada previamente. De ahí, a través del Atlántico, un barco será el encargado de suministrar el tendido hasta llegar a cada una de las dos playas. En el caso del arenal vizcaino se enterrará hasta unos dos kilómetros de la costa. Asimismo, se realizará una zanja sobre la playa de Arrietara para de poder conectarlo con la red de telecomunicaciones del municipio, ya ejecutada, y discurriendo por Akilino Arriola hasta el centro de comunicaciones de Telefónica, situado junto al polideportivo municipal.

Por último, la implantación de este sistema transoceánico permitirá, a juicio de los dos gigantes norteamericanos, Microsoft y Facebook, “beneficios significativos” para los clientes, como pueden ser “unos menores costes y la capacidad de realizar mejoras del equipamiento de forma más sencilla, que llevarán a un crecimiento más rápido de las tasas de ancho de banda, dado que el sistema puede evolucionar al mismo ritmo que la innovación de la tecnología óptica”.

CABLE SUBMARINO

PROYECTO ‘MAREA’

CAPACIDAD

160

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Bizkaia

ir a Bizkaia »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120