Seis reservas de la biosfera

Viernes, 11 de Marzo de 2016 - Actualizado a las 12:12h

Oscos-Eo

Naturaleza y etnografía. Bosques mágicos, playas únicas y acantilados de vértigo caracterizan este parque natural. Si bien tiene la particularidad de que se encuentra en el límite con Galicia, la reserva abarca siete municipios asturianos. Cuenta con una gran variedad de unidades paisajísticas. Además, su rico patrimonio natural asociado a la desembocadura del Eo y a los valles de las cuencas fluviales que vertebran su espacio, permite disfrutar de unas hermosas playas y escarpados acantilados. La óptima conservación de sus formaciones forestales son una buena representación de la media montaña cantábrica occidental, y no menos importante es la riqueza etnográfica y arquitectónica de la zona.

Fuentes del Narcea, Degaña e Ibias

Variedad de matices. El Parque Natural de Fuentes del Narcea, Degaña e Ibias, cuenta con una de las más ricas naturalezas del Cantábrico. Dentro del mismo se encuentran además otros dos espacios naturales de gran interés como son la Reserva Natural Integral del Bosque de Muniellos y la Reserva Natural Parcial del Cueto de Arbás. El parque abarca la cuenca alta de los ríos Ibias y Narcea, y recorre los concejos de Cangas del Narcea, Degaña e Ibias. Si cabe hacer un pequeña descripción de esta zona, destacar que ofrece una gran variedad de matices. Los fascinantes bosque de Muniellos, cuya visita se mantiene restringida para preservar intacta su naturaleza excepcional, combina con grandes masas forestales, con lugares donde está permitida la caza de algunas de sus numerosas especies salvajes como el corzo o el jabalí.

Somiedo

Formas kársticas. El Parque Natural de Somiedo se extiende por cinco valles: Saliencia, Valle del Lago, Puerto, Perlunes y Pigüeña, y sus cinco ríos con los que comparten nombre. En esta zona destaca la belleza de los lagos, situados al sur del concejo de Somiedo, en lo alto de las Cordilleras que separan Somiedo de León: los tres pequeños lagos de Saliencia;el Lago del Valle, con su islote característico, y que es el mayor lago de Asturias, con un promedio de radio de 280 metros y un calado medio de 10 metros, aunque en algunas zonas alcance los 50;y las escondidas Lagunas de El Páramo, entre los valles de los ríos Somiedo y Pigüeña. En el conjunto destacan valiosas características geológicas: calizos, silíceos, areniscos..., que provocan espectaculares formas kársticas.

Las Ubiñas- La mesa

Pronunciados contrastes. Recorrer el Parque Natural de Las Ubiñas-La Mesa, en el sector meridional de Asturias, limitando al sur con la provincia de León, invita a recorrer los concejos de Lena, Quirós y Teverga. En su interior se alza el macizo de Peña Ubiña, la segunda montaña más alta de la región tras los Picos de Europa. Los valores ambientales que definen este parque son prioncipalmente su diversidad biológica. En su superficie se encuentran ejemplos de más de la mitad de las familias vegetales asturianas y representación de la fauna cantábrica. Por su parte, entre las aguas que discurren por este Parque destaca el desfiladero formado por el río Val de Sampedro, en el que se encuentra Cueva Huerta, declarada Monumento Natural.

Parque natural de Redes

Riqueza de contrastes. Su riqueza ambiental se manifiesta en una multitud de paisajes y contrastes que abarcan desde formaciones de origen glaciar, formas kársticas en cuevas, y amplios campos de pasto y montes en los términos municipales de Caso y Sobrescobio. Este parque cuenta con una superficie arbolada de 40% del territorio. Destacan cumbres como el Retriñón, la Peña’l Vientu, Cantu l’Osu, el Tiatordos y la Rapainal, la máxima altitud del parque con 2.002 m. Por su parte, la acción de los ríos ha dado lugar a la aparición de valles abiertos que forman grandes vegas en sus fondos o a los impresionantes desfiladeros de roca caliza. A uno de los lugares más impresionantes del parque se accede desde el pueblo de Bezanes donde se encuentra la vega de Brañagallones. Por otro lado destaca que en el Parque de Redes se encuentran todas las especies características del norte peninsular, desde el oso pardo, el urogallo y el lobo;y se localizan las mayores poblaciones de rebecos y ciervos de Asturias. El hayedo es la formación vegetal dominante en los montes de Redes.

Picos de Europa

Lenguas de hielo. Su vasta extensión comprende los concejos de Amieva, Cangas de Onís, Onís, Cabrales, Peñamellera Alta y Peñamellera Baja. Los tres macizos principales se ven limitados por profundos valles y gargantas, aparecidos ante el paso erosionador de las afiladas lenguas de hielo de los glaciares y de la fuerza de las aguas de los ríos que, aún hoy, siguen modelando a su gusto la piedra. En el macizo Central están las cumbres más elevadas de la Cordillera Cantábrica en los escarpados Urrieles, donde se eleva la más emblemática referencia de Los Picos de Europa: el Naranjo de Bulnes o Picu Urriellu. Al este de los Urrieles se encuentra el macizo Oriental, el Andara, el más pequeño de perfil más suave. El más occidental de los tres es el de los Picos del Cornión, cercano al Real Sitio de Covadonga, destino de peregrinación religiosa de miles de personas al año. Allí los lagos Enol y Ercina reflejan las altivas montañas donde se gestó la legendaria historia de Asturias. 

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120