DeiaDeia. Noticias de Bizkaia - Noticias de última hora de Bizkaia, Euskadi e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Deia

Sánchez renuncia a intentar gobernar y deja abierto el camino a Rajoy

El PSOE repite como segunda fuerza pero obtiene el peor resultado de toda su historia y no suma con Podemos para llegar a La Moncloa

Raquel Ugarriza - Lunes, 21 de Diciembre de 2015 - Actualizado a las 06:04h

Pedro Sánchez se dirige a los militantes del PSOE, que le aclamaron al grito de “presidente, presidente.

Pedro Sánchez se dirige a los militantes del PSOE, que le aclamaron al grito de “presidente, presidente. (EFE)

Galería Noticia

Pedro Sánchez se dirige a los militantes del PSOE, que le aclamaron al grito de “presidente, presidente.

Bilbao- Los peores datos de su historia solo aliviados por la debacle mayor de su máximo contrincante. El PSOE de Pedro Sánchez obtuvo ayer los peores resultados electorales de su historia al lograr 90 de los 110 diputados que tuvo hace cuatro años, cuando Alfredo Pérez Rubalcaba perforó el suelo electoral socialista. El candidato Sánchez no logra ganar a Mariano Rajoy, su principal objetivo en estas elecciones, ni tampoco sumar una mayoría clara con otras formaciones de izquierdas que le pudiera dar legitimidad para tratar de formar gobierno. Así las cosas, el primer mensaje de Pedro Sánchez al filo de la medianoche fue que, de partida, “corresponde” al PP, “como primera fuerza política, intentar formar gobierno”.

Los resultados de ayer del PSOE son malos sin paliativos. Ha perdido un millón y medio de votos respecto a las generales de hace cuatro años, estancándose en los 5,5 millones de papeletas, lo que supone bajar hasta el 22% en porcentaje de voto. Los 90 escaños obtenidos -pierde de una tacada 20 asientos en el Congreso- le permiten sequir siendo la segunda fuerza, a 33 diputados del partido ganador, el PP. Pero ni siquiera una entente con las formaciones de izquierdas como Podemos (69 escaños) e IU-Unidad Popular (2 diputados) sumaría lo suficiente para contrarrestar una hipotética alianza entre el PP (123) y Ciudadanos (40).

Según pasaba la campaña electoral, el PSOE reducía sus expectativas ante la pujanza de los partidos emergentes, en especial, de Podemos. Si hace unos meses, bajar de los 100 diputados era un escenario impensable para el partido de Pedro Sánchez, en el último tramo de la carrera electoral los socialistas ya se daban por contentos con no descender de los 90 escaños y el 20% de los votos.

Desde este punto de vista, los socialistas habrían salvado los muebles, sobre todo en comparación con la debacle del PP, que ha perdido más de 60 escaños. La dispersión del voto y el hecho de que haya podido mantener las distancias con Podemos, su inmediato perseguidor, le permite, sin embargo, mantenerse como segunda fuerza. Pero, como aseguraba ayer Pedro Sánchez a sus militantes mientras estos le jaleaban al grito de presidente, “desgraciadamente” el PSOE no ha conseguido sobrepasar al PP en esta contienda electoral. Aunque en la sede socialista de Ferraz había un ambiente de posible coalición con Podemos, el secretario general del PSOE enfrió los ánimos al clarificar que deja expedito el camino a Rajoy para “intentar” formar gobierno como primera fuerza que es.

Posibilidad de gobernarNo obstante fue lo suficientemente ambiguo como para dejar abierta una mínima posibilidad a acuerdos que no pasen por el PP, y sí por Podemos, Ciudadanos u otras fuerzas minoritarias, si es que Rajoy no logra gobernar. Así, recalcó que “España quiere izquierda y quiere cambiar” y que su partido es la primera fuerza entre los partidos de izquierda. Defendió que los españoles han dicho que “se abre una nueva etapa política” hacia un “periodo de diálogo”, por lo que el PSOE “está dispuesto a dialogar, a debatir y a acordar” para “defender los intereses generales del país”. Asimismo el socialista manifestó que quienes durante esta campaña han integrado una “coalición de intereses” para intentar “hacer desaparecer” a su partido “no lo han conseguido”.

El PSOE ha sustentado su base electoral en los habituales graneros de voto de los socialistas, Andalucía y Extremadura, que son las únicas comunidades en las que ganó ayer el PSOE, que obtuvo sus peores resultados en Madrid, Catalunya y la Comunidad Valenciana, donde ha pasado de segunda a tercera fuerza política, algo que ya avanzaron los comicios municipales de mayo. El asunto territorial, pese a la propuesta de reforma federal, ha pasado factura a los socialistas no solo en Euskadi, Los catalanes, en concreto, han castigado al PSC con la pérdida de seis escaños.

El PSOE crece en Extremadura, donde consiguen un diputado más en el Congreso que hace cuatro años y 30.000 votos más. Por el contrario, en Andalucía, donde los socialistas son la primera fuerza en todas las provincias excepto en Almería, Málaga y Granada, pierde tres escaños respecto a 2011 y casi 300.000 votos. La secretaria general del PSOE en Andalucía y presidenta de la Junta, Susana Díaz, decidió resaltar que la de ayer fue la cuarta victoria electoral consecutiva de los socialistas en esta comunidad, tras las europeas, las autonómicas y las municipales.

Muchos ojos están puestos precisamente en la dirigente andaluza, el relevo natural de Pedro Sánchez en el que piensa el partido si es que finalmente el secretario general de los socialistas acusa los malos resultados de estas elecciones. Durante las respectivas comparecencias en Madrid y en Sevilla ni Sánchez ni Díaz dieron pistas sobre cuáles son sus intenciones de cara al futuro. Antes de elecciones, el máximo líder de los socialistas aseguraba que su futuro está “en manos de los españoles y de los militantes del PSOE”, dando por supuesto que su papel interno en el partido dependía directamente de los resultados de las elecciones. Están por ver cuáles serán las consecuencias en el PSOE.

madina sin escañoOtra víctima de los malos resultados de los socialistas es el hasta ahora diputado por Bizkaia Eduardo Madina, al que Sánchez encontró acomodo como número siete en la lista al Congreso por Madrid, después de que los socialistas vascos le relegaran como cabeza de lista por la circunscripción vizcaina para colocar en su lugar a Patxi López. Mientras el exdirigente del PSE ha obtenido escaño por Bizkaia, Madina se queda a las puertas, fuera de la cámara, ya que el PSOE ha obtenido en Madrid solo seis escaños.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120