DeiaDeia. Noticias de Bizkaia - Noticias de última hora de Bizkaia, Euskadi e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Deia

Podemos gana el pulso de los emergentes

Supera a Ciudadanos en la pugna por liderar el cambio con 69 diputados
Iglesias aboga por abordar cambios constitucionales y por un nuevo pacto que respete la plurinacionalidad

Carlos C. Borra - Lunes, 21 de Diciembre de 2015 - Actualizado a las 06:04h

Pablo Iglesias, junto a otros dirigentes de Podemos como Carolina Bescansa, Iñigo Errejón e Irene Montero, ayer tras conocerse los resultados.

Pablo Iglesias, junto a otros dirigentes de Podemos como Carolina Bescansa, Iñigo Errejón e Irene Montero, en una imagen de archivo. (AFP)

Galería Noticia

Pablo Iglesias, junto a otros dirigentes de Podemos como Carolina Bescansa, Iñigo Errejón e Irene Montero, ayer tras conocerse los resultados.

Bilbao- Podemos culminó ayer el trayecto que inició en las elecciones europeas de mayo del año pasado entrando en el Congreso de los Diputados como tercera fuerza y 69 escaños. Pese a no lograr el objetivo de superar al PSOE, el partido de Pablo Iglesias se ha convertido en la formación preeminente de las denominadas fuerzas emergentes al pulverizar a Ciudadanos -40 escaños- en la particular pugna que mantenían ambas formaciones. Toda vez que los pactos serán necesarios para posibilitar la gobernabilidad en el Estado, Iglesias ha conseguido que su partido resulte determinante en la nueva legislatura. Y es que una eventual confluencia PSOE-Podemos-IU tendría a priori más posibilidades que la dupla PP-Ciudadanos de sumar los diputados de otras fuerzas necesarios para lograr una mayoría simple o absoluta. Todo ello pese a que el líder socialista, Pedro Sánchez, situó ayer la pelota en el tejado del PP, como partido vencedor, para formar gobierno.

Por el momento, Pablo Iglesias puso ayer sus condiciones encima de la mesa y aseguró que “lo primero para Podemos es abordar los cambios constitucionales imprescindibles”, entre los que citó el blindaje constitucional de los derechos sociales, la posibilidad que los ciudadanos revoquen el Gobierno por incumplimiento de programa y la reforma del sistema electoral. En su primera comparecencia ante los medios para valorar los resultados electorales evitó referirse al reconocimiento del derecho a decidir y la celebración de un referéndum catalán, aunque sí defendió que para Podemos “Cataluña es una nación”, por lo que debe “tener un encaje constitucional distinto”. “Somos favorables a que se celebre un referéndum”, apostilló.

En el resultado obtenido por la formación morada han tenido mucho que ver las comunidades históricas -Podemos y sus marcas han sido primeros en la CAV y Catalunya, y segundos en Galicia, la Comunitat Valenciana y Nafarroa-, y así Iglesias subrayó que el balance arrojado por las urnas “ha dejado claro que el nuestro es un país plurinacional”. Defendió por ello que su partido es “la única fuerza estatal capaz de liderar la necesidad y la concreción de un nuevo acuerdo territorial que respete la plurinacionalidad constitucional de nuestro país”.

Heredero del 15-MLa reivindicación de Podemos como el heredero natural del espíritu del 15-M ha sido una de las claves de la remontada experimentada en esta campaña. Tras estar a punto de consumirse de tanto brillar -antes de cumplir un año, las encuestas le situaban como primera fuerza en el Estado-, el partido de Iglesias se desperezó a tiempo, se desprendió del lastre de sus propuestas más atrevidas y asumió un mensaje más posibilista y unas formas más amables -el “sonrían” de la campaña-. Con el objetivo de posibilitar una nueva Transición, y vendiendo empatía y optimismo, inició una remontada en la que le han bastado estas dos semanas.

A medida que se iba completando el recuento de votos en la noche de ayer, las piezas del rompecabezas pergeñado por Iñigo Errejón, número dos del partido y director de campaña, empezaron a encajar. El empuje en comunidades como Catalunya, Valencia y Galicia, donde ha concurrido en coalición, ha sido clave para posibilitar los 69 diputados obtenidos. No en vano, se trata de enclaves donde “el cambio” ha empezado a visualizarse tras las elecciones municipales y autonómicas de mayo. La propia alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, se ha volcado al lado de Iglesias en esta campaña, y la frustración por la imposibilidad de cerrar la investidura de Artur Mas también ha contribuido.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120