Jai Alai

Qué bien y qué asco

Por Iñaki González - Sábado, 12 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:00h

LAS estadísticas sobre delitos sexuales siempre me dejan el cuerpo revuelto. Cuando escucho los aumentos de denuncias por violación, me puede el asco. Pero luego llegan las lecturas oficiales que insisten en que no creen que haya un aumento real de este tipo de delitos sino un incremento de las denuncias, por lo que debemos sentirnos satisfechos. Se supone que así ganamos en visibilidad, en concienciación y en acompañamiento de las víctimas. Y pienso, ¡qué bien! Cuando aflora la infección estamos más cerca de poder curarla. Luego veo cómo tratamos a las denunciantes y vuelve el asco.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120