asociación de ayuda al refugiado

Esclavas sexuales en busca de refugio

CEAR Euskadi lanza una campaña de sensibilización sobre la trata de mujeres

Un reportaje de José Basurto - Miércoles, 9 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:00h

Patricia Bárcena y Ane Garay, de CEAR-Euskadi.

Patricia Bárcena y Ane Garay, de CEAR-Euskadi. (Juan Lazkano)

Galería Noticia

Patricia Bárcena y Ane Garay, de CEAR-Euskadi.

LA trata con fines de explotación sexual es una forma de violencia machista y una de las expresiones más extremas de la mercantilización de los cuerpos de las mujeres”. Así definió ayer Ane Garay, miembro de la Comisión de Ayuda al Refugiado en el País Vasco, esta lacra que afecta fundamentalmente a mujeres extranjeras. Para combatirla, CEAR-Euskadi ha lanzado la campaña Escapar para vivir. Se trata de refugiadas, con el objetivo de “sensibilizar a la ciudadanía sobre la realidad que viven estas mujeres”, según adelantó la directora de la ONG en el territorio vasco, Patricia Bárcena. Otro de los objetivos es “desmontar los estereotipos que existen sobre ellas, así como poner en valor la resiliencia y fortaleza que han tenido para salir de las redes en las que se encuentran”.

Además de la concienciación social, la campaña también persigue que las víctimas de trata sean consideradas como refugiadas. “No pueden volver a sus orígenes, porque allí sufrirían una nueva persecución, por lo que deberían ser protegidas con el asilo”, resaltó Patricia Bárcena. La condición de refugiada “imposibilitaría la devolución al país de origen y aquí podría hacer una vida con total normalidad, como cualquier otro residente”, dijo la directora de CEAR-Euskadi. En este sentido, las cifras no son nada esperanzadoras. En los últimos cuatro años, el Estado español únicamente ha concedido el estatus de refugiado a 23 mujeres, cuatro de ellas menores, por ser víctima de trata con fines de explotación sexual. Esa cifra resulta ridícula en comparación con las que manejan los organismos internacionales sobre este problema. Según Naciones Unidas, de Nigeria, que es uno de los “principales países que generan más víctimas”, salen anualmente 10.000 mujeres y niñas para ser explotadas en los países de la región, “pero también llegan a Europa”. Por eso desde CEAR-Euskadi atienden mayoritariamente a mujeres procedentes de ese país africano, así como de Rumanía, Paraguay, Guinea Ecuatorial, Nicaragua o Brasil. Durante los años 2016 y 2017, en Euskadi detectaron 68 mujeres “que tenían indicios de ser víctimas de trata, pero es un dato muy difícil de precisar porque las mujeres no se identifican y sus testimonios son difíciles de obtener, por sus trayectorias y porque podrían estar en redes de trata”.

Otro de los aspectos que más les preocupan a los responsables de CEAR-Euskadi es “el trato” que se da a este problema “a nivel ciudadano”. Ahí es donde va a incidir la campaña, ya que “nos preocupa el imaginario que se ha generado, sobre todo con las mujeres subsaharianas”. Patricia Bárcena puso un ejemplo: “Cuando hablamos de mujeres sirias, enseguida identificamos con mujer refugiada, pero no así con las subsaharianas, y menos aún si se encuentran en la calle ejerciendo forzosamente la prostitución”. El spot de la campaña se inicia con una voz en off que dice: “Correr para volar. Volar dejando todo atrás. Solo con un sueño: vivir sin miedo...”.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Bizkaia

ir a Bizkaia »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120