DeiaDeia. Noticias de Bizkaia - Noticias de última hora de Bizkaia, Euskadi e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Deia
MARCAR EN SAN MAMÉS

La espinita de Iñaki Williams

Acumula 30 partidos de liga sin marcar en San Mamés. Solo le queda una ocasión para romper la racha

Pako Ruiz - Miércoles, 9 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:00h

Iñaki Williams celebra su gol.

Iñaki Williams celebra un gol. (EFE)

Galería Noticia

Iñaki Williams celebra su gol.

bilbao- Se echó las manos a la cabeza. Maldijo su infortunio. Su zapatazo, a escasos metros de las narices del meta bético Pedro, hizo temblar, mediada la primera mitad, el larguero de una de las porterías de San Mamés. Iñaki Williams (Bilbao, 15 de junio de 1994) había olido la sangre. Intuía el salto de Aritz Aduriz y una posible dejada de este al punto de penalti. La sagacidad del bilbaino no falló. Sucedió como lo había visionado. Williams solo tenía que llegar a ese balón. Llegó y armó su derecha ante la pasividad de la defensa del Betis, pero su disparo no encontró puerta y la madera lo repelió. Una vez más. Una nueva ocasión desperdiciada. No hay manera, debió decirse para sus adentros.

Se trataba el del pasado sábado del trigésimo partido de liga que el delantero comparecía en San Mamés desde el 4 de diciembre de 2016. Aquella tarde Williams consiguió el segundo de los tres tantos con los que el Athletic batió al Eibar de José Luis Mendilibar (3-1). 16 meses después sufre una sequía en la competición doméstica que no se la podía imaginar. Solo se ha consolado con los cinco tantos que ha sellado durante este largo periodo de tiempo en La Catedralen los otros dos torneos, Copa y Europa League, los dos últimos este curso frente al Hertha Berlín y el Olympique de Marsella, este último baldío, ya que no evitó el K.O. continental de los de Kuko Ziganda.

protagonismoWilliams tiene esa espinita clavada. Prefiere no pronunciarse en exceso en público sobre esa cuestión personal, pero los que le conocen saben que la procesión va por dentro. El bilbaino, que tiene contrato con la entidad rojiblanca hasta el 30 de junio de 2025, es un futbolista ansioso de aprender y cuyo punto de ambición ha ido en aumento acorde a su recorrido en la elite. A pocas semanas de cumplir los 24 años, ha superado los 161 partidos oficiales con el Athletic y frente al Betis alcanzó los cincuenta entre las tres competiciones en el presente curso, una cifra que delata el protagonismo que tiene en el colectivo, sobre todo cuando se le apunta como el sucesor del Aduriz.

La visita del Betis a Bilbao tampoco surtió el efecto que Williams esperaba. El delantero rojiblanco no desea cerrar el año en blanco ante su gente, pero es consciente de que solo le queda una oportunidad, con el duelo frente al Espanyol que cierra la liga. Pero también le quedan otros retos personales en estas dos jornadas. Los quiere consumar el sábado en Mendizorrotza, ya que el Alavés es el único rival vasco que se le resiste después de haber mojado ante Osasuna, Eibar y Real, al mismo tiempo que en caso de ver puerta en Gasteiz igualaría su mejor marca anual en liga, ocho goles, que consiguió dos campañas atrás. Williams es inconformista, pese a que sí destaca en sus asistencias de gol, como la que generó la diana de Aduriz y que certificaba el triunfo de los leones sobre el Betis. Es la otra virtud de un delantero.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Athletic

ir a Athletic »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120