Un cuadro de Picasso es comprado “a trozos” por 25.000 personas

La obra fue adquirida a través de una plataforma de Internet por dos millones de francos suizos

Domingo, 6 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:01h

El pintor malagueño Pablo Picasso trabajando en una de sus obras.

El pintor malagueño Pablo Picasso trabajando en una de sus obras.

Galería Noticia

El pintor malagueño Pablo Picasso trabajando en una de sus obras.

GINEBRA- Una obra que pintó Pablo Picasso en 1968 es ahora propiedad de 25.000 particulares que la compraron “a trozos” a través de Internet, “algo inusual en el mundo del arte, reticente a vender a desconocidos”, dijo ayer a Efe el director del museo MAMCO de Ginebra en el que ahora se expone, Lionel Bovier.

El cuadro fue adquirido a través de una plataforma de venta en línea por 2 millones de francos suizos (2,02 millones de dólares). La obra, titulada Buste de mousquetaire fue puesta a la venta por la plataforma suiza QoQa en diciembre de 2017 y fue adquirida en tan solo 48 horas por la comunidad cibernética.

El cuadro del maestro malagueño fue dividido en 40.000 partes, que fueron vendidas a 50 francos suizos (50,7 dólares) cada una a esos 25.000 particulares. La obra se expone ahora en el Museo de Arte Moderno y Contemporáneo de Ginebra (MAMCO), donde se podrá visitar hasta el próximo octubre.

“Se trata de la primera adquisición de una obra de arte moderno importante por parte de una comunidad en Internet”, señaló en declaraciones a Efe la responsable de Comunicación Institucional del MAMCO, Viviane Reybier. El museo “obviamente ha verificado la autenticidad” de la obra, señaló Reybier, quien afirmó que el cuadro se encuentra además en el catálogo de referencia de Christian Zervos, también conocido comoZervos, el más completo del trabajo del pintor malagueño.

producción tardía“La obra forma parte de la producción más tardía de Picasso, en la que retomó intereses de su juventud y en la que los mosqueteros y los toreros son motivos recurrentes”, explicó a su vez el director del museo, Lionel Bovier. Fue el fundador y director de QoQa, Pascal Meyer, el que propuso a Bovier acoger la obra, que no es grande (58 x 28,5 centímetros).

“El MAMCO no necesariamente se centra en artistas modernos, pero cuando Meyer me contó que se trataba de conectar el cuadro con la comunidad me gustó la idea”, admitió Bovier. “Acordamos exponer la obra por seis meses y hacerla accesible a todo el público, pero especialmente a los propietarios”, señaló.

La mayoría de esos 25.000 propietarios del Picasso son de la parte francófona de Suiza. El museo ha enviado a cada uno de ellos una tarjeta que les permite entrar gratuitamente al MAMCO durante todo el período en el que la obra esté expuesta. Bovier además recordó que el proceso de adquisición del Picasso recuerda lo que ocurrió en la ciudad de Basilea hace 50 años, cuando esta sugirió a sus habitantes en un referéndum incrementar impuestos para comprar dos lienzos. Fueron dos obras, precisamente, de Picasso. En el referéndum ganó el “sí”, y el pintor, impresionado con la actitud de la población suiza, decidió regalar varios lienzos a los jóvenes de Basilea. - Ivet Puig

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Cultura

ir a Cultura »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120