petición de una madre de Balmaseda

Enkarterri dispondrá de aula estable integrada en el colegio de Güeñes

Educación atiende la petición de una madre de Balmaseda que convocó una huelga de hambre

Elixane Castresana - Martes, 24 de Abril de 2018 - Actualizado a las 06:00h

Raquel García reclamaba el aula especial para su hija Irati, diagnosticada de autismo.Foto: Borja Guerrero

Raquel García reclamaba el aula especial para su hija Irati, diagnosticada de autismo.Foto: Borja Guerrero

Galería Noticia

Raquel García reclamaba el aula especial para su hija Irati, diagnosticada de autismo.Foto: Borja Guerrero

Balmaseda- Enkarterri contará el próximo curso con un aula estable en el colegio público Eretza Berri de Sodupe, en Güeñes, según confirman desde el departamento de Educación del Gobierno vasco. En ella se matriculará la hija de Raquel García, la madre de Balmaseda que compareció en el Parlamento Vasco en febrero y ha recopilado más de 12.000 firmas en change.org para solicitar este recurso en la comarca para niños con necesidades especiales como Irati, diagnosticada de autismo severo, que pasará a Primaria en septiembre. Raquel comunicó ayer por la mañana que desconvocaba la huelga de hambre que tenía prevista iniciar en la jornada de ayer inmediatamente después de mantener una reunión en el berri-tzegune de Ortuella en la que se le planteó la alternativa que lleva reclamando casi un año.

“He conservado las fuerzas para seguir peleando por lo que sé que por ley le corresponde a mi hija y lo que era imposible hace diez días, hoy es viable”, dice Raquel, satisfecha por la solución, pero cansada por los meses de incertidumbre. En el curso 2018-2019 la niña “tendrá un aula estable para ella sola y estoy convencida de que habrá más familias que solicitarán acceder a este recurso que hasta ahora no existía en la comarca porque en Enkarterri hay demanda de niños con necesidades especiales que son derivados a otros centros de Meatzaldea o Bilbao”.

Con un grado de dependencia tres y una discapacidad del 70%, Irati “no tiene comunicación verbal, no controla esfínteres y no sabe pedir ayuda si la necesita”, por lo que su madre ve contraproducente que permanezca en una clase ordinaria, aunque sea con apoyo, como venía sucediendo en la ikastola Zubi Zaharra de Balmaseda. La solución intermedia pasaba por un aula estable en un colegio con atención individualizada. Sin embargo, las más cercanas se encuentran en Ezkerraldea. Así lo expuso Raquel Garcí, impulsora también de la asociación Lagundu NEE Enkarterri en su intervención en la comisión de educación del Parlamento Vasco el 12 de febrero ya que, a su juicio, “una sola petición sería suficiente”, si bien desde Educación matizan que son los profesionales del berritzegune quienes deben valorar de forma específica y recomendar el aula estable, en su caso.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Bizkaia

ir a Bizkaia »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120