Carta a Altsasu

Daniel Ezpeleta Iruñea - Jueves, 19 de Abril de 2018 - Actualizado a las 06:00h

¿Tienen que venir 50.000 personas a decirle a una señora, que es jueza como podía ser enfermera o camarera, casada con un guardia civil y condecorada por el cuerpo, a decirle que pisarle o darle una patada a un guardia civil en una noche de juerga en las fiestas del pueblo no es terrorismo? Que venga Dios y lo vea. La Justicia no existe. Existen los jueces y juezas que interpretan las normas según les pinta. Al estilo de Putin y Trump, que bombardean lo que haga falta, eso sí siempre lejos de su casa, para demostrar quién es más fuerte o más chulo ante el mundo. Señora jueza, usted no tiene que demostrar ante la guardia civil, en agradecimiento por sus medallas, que es la jueza más dura del mundo. Lo que debía haber hecho era apartarse del caso por vergüenza torera;o alguien por encima de usted, si lo hay, mandarle a su casa o a buscar trabajo, porque no se puede, dicen, ser juez y parte. Mientras tanto, ya llevan más de 500 días privados de libertad dos chavales a los que usted ha roto la vida para siempre, aunque no los condenen por terrorismo o por nada. Y a sus familiares. Y a su pueblo, Altsasu, que está sufriendo, además del paro y la crisis, el dolor del desprestigio como comunidad. Hasta el mismo jefe de la Guardia Civil dijo que no tenían en Altsasu ningún problema. ¿Se lo tienen que repetir otras 50.000 personas para que se retire de jueza y se vaya a otra parte? Espero que no duerma bien, señora.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120