campeona de Euskadi de taekwondo

Rakhel Gutiérrez, constancia sobre el tatami

Rakhel Gutiérrez se proclama campeona de Euskadi de taekwondo en su vuelta a la competición

Fundó un club en Zalla al que pertenecen ochenta deportistas e imparte cursos de defensa personal

Elixane Castresana - Martes, 17 de Abril de 2018 - Actualizado a las 06:00h

Rakhel Gutiérrez empezó a practicar taekwondo a los 15 años y ha fundado un club de este deporte en Zalla.Foto: E. Castresana

Rakhel Gutiérrez empezó a practicar taekwondo a los 15 años y ha fundado un club de este deporte en Zalla.Foto: E. Castresana

Galería Noticia

Rakhel Gutiérrez empezó a practicar taekwondo a los 15 años y ha fundado un club de este deporte en Zalla.Foto: E. Castresana

ZallA- Sus iniciales al revés y el número uno en coreano forman Gura Hana, la seña de identidad de Rakhel Gutiérrez cuando se sube al tatami. Es el nombre del club que fundó hace casi dos décadas en Zalla contagiando su pasión por el deporte a las nuevas generaciones. Mientras anima a sus alumnos en las competiciones, ella ha protagonizado un fulgurante retorno al más alto nivel 15 años después de su retirada al proclamarse campeona de Euskadi y situarse entre las diez primeras en el torneo estatal, tan solo a unas décimas de ganar un sitio en las finales. Todo ello, sin aparcar su firme compromiso con la igualdad en clases de defensa personal.

15 años tenía también cuando comenzó a practicar taekwondo, una disciplina que se reveló como una eficaz medicina contra las inseguridades propias de la adolescencia. Actualmente, posee el cinturón negro 4º Dan de taekwondo y el cinturón marrón de hapkido, así como el título de Taekwondo expedido por la Federación Española y el Consejo Superior de Deportes. “Siempre me pongo de ejemplo a mí misma de cómo el deporte ayuda. A día de hoy veo a chavales que son introvertidos o que lo pasan mal en el colegio y los aitas me comentan que aprecian una evolución positiva en ellos cuando se apuntan. Se gana en autoestima y herramientas para moverse por el mundo”, explica orgullosa de la trayectoria de su proyecto más personal.

Y es que, movida por la inquietud de popularizar el taekwondo en la localidad donde hace casi veinte años no gozaba de tanta visibilidad, puso en marcha el club Gura Hana de Zalla “al principio solo con cuatro personas”. Sus mentores, “los hermanos Solís de Basauri” le proporcionaron la idea para el original nombre que “al contrario de lo que piensa mucha gente, no procede del euskera”. Le añadió el número uno en coreano con la esperanza de que algún día nazca una sucursal de Gura Hana “que se pueda llamar dul, que significa dos en ese mismo idioma”. Gura Hana cuenta con ochenta deportistas de diferentes edades que se enrolan en la disciplina del taekwondo “a los 4 o 5 años”. En junio todos se reúnen en una gran exhibición de fin de curso en el polideportivo de Zalla en la que las familias aplauden sus progresos. “Yo, que he sido competidora, les animo a que intenten dar el paso, pero no les obligo porque entiendo que a veces no quieran”, argumenta sobre los campeonatos más exigentes.

Aunque la propia Rakhel no ha podido resistirse a la adrenalina de la alta competición. Integrante de la selección de Euskadi durante cinco años, se apartó de la competición por las dificultades para compaginar el trabajo en un sector tan absorbente como la hostelería con el club Gura Hana y el calendario deportivo. Ha retomado el ritmo y no podía haberle ido mejor, con el oro en el campeonato de Euskadi. El buen resultado acompañó a otros componentes de Gura Hana: Joseba García obtuvo la medalla de bronce rozando la plata. En la modalidad infantil, Julen Fernández se hizo con la plata e Iñigo Aretxabala con el bronce, mientras que Iñigo Martínez, Mikel Gutiérrez y Asier Gorrotxategi alcanzaron las semifinales. Entre los más pequeños, Arrate Gutiérrez e Iker Fernández se defendieron a las mil maravillas en su debut, al igual que Eider Corro en benjamín e Iraitz Umaran en alevines.

actividades solidariasRakhel también se especializó en defensa personal y colabora en una red llamada punto lila contra la violencia machista y en la formación en esta materia de alumnas y profesoras de la Universidad del País Vasco. En marzo, en el marco de las actividades con motivo del Día de la Mujer, impartió cursos organizados por el Ayuntamiento de Zalla que cosecharon una excelente acogida con más de veinte asistentes. Por desgracia, esta disciplina “todavía es necesaria”, como la concienciación contra el bullying en otro de los actos solidarios en los que la zallarra ha exhibido su técnica.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Ezkerraldea-Enkarterri

ir a Ezkerraldea-Enkarterri »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120