objetivo acertar en el diagnóstico

El HUA trabaja en un método para ponerle ‘cara al dolor’

El objetivo del mismo es acertar en el diagnóstico del nivel del dolor de un paciente para “no sobretratarlo ni inframedicarlo”

Lunes, 9 de Abril de 2018 - Actualizado a las 06:00h

Secuencia de los gestos faciales generados por diferentes dolores

Secuencia de los gestos faciales generados por diferentes dolores

Galería Noticia

Secuencia de los gestos faciales generados por diferentes dolores

Gasteiz- El Hospital Universitario Araba (HUA) está desarrollando un método pionero para “objetivar” la intensidad del dolor que sufre un paciente a través de sus gestos faciales. La investigación, que se inició hace dos años y que tiene que desarrollarse, será presentada en el congreso de la Sociedad Española del Dolor que se celebrará en Palma de Mallorca en mayo. El método consiste en grabar imágenes de una persona cuando no tiene dolor y cuando se le produce un estímulo doloroso, y recoger las reacciones de los músculos de la cara.

A través de un intenso trabajo informático se ha conseguido un algoritmo que en las pruebas realizadas hasta ahora ha permitido que el sistema coincida en más de un 80% con la estimación subjetiva del paciente de su nivel de dolor.

El estudio está coordinado por el jefe de la Unidad del Dolor del HUA, Enrique Bárez. El objetivo es acertar en el diagnóstico del nivel del dolor de un paciente para “no sobretratarlo ni inframedicarlo”. Y es que hay pacientes que no saben interpretar las tablas de dolor que se usan universalmente, “o que no pueden expresarlo porque sufren algún tipo de demencia o son demasiado jóvenes o mayores”. Este método también servirá para pacientes que se encuentran sedados.

Por eso se ha buscado un método que “objetive” una manifestación que hasta ahora siempre ha sido subjetiva, la del dolor. La idea partió del médico internista del Hospital Psiquiátrico de Araba, Rafael Hernández. “La expresión facial de todos los seres humanos es universal en cuanto a la manifestación del dolor y es objetiva”, explica Bárez, aunque reconoce que no es fácil “juzgar” esa expresión facial. De hecho, los resultados obtenidos han sorprendido a los propios médicos. Por ejemplo, cuando una mujer a la que apenas se aprecia cambio en su rostro al estímulo doloroso pero que tanto el programa informático como ella misma indicaron un nivel alto de dolor. - Efe

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Euskadi

ir a Euskadi »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120