El sacacorchos

Cuidado con Frankenstein

Por Jon Mujika - Miércoles, 21 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:00h

NO me digan que no se lo han pensado alguna vez: ¿para qué sirve la salida de emergencia de un avión, a 10.000 metros de altura? Es una ilusión de seguridad. Les recuerdo esto desde la convicción de que el ser humano se ha convertido, con el paso de los años, en un Frakenstein para la naturaleza, lo que convierte en paradójico el afán de otros seres humanos: matar al monstruo. Viene al caso esta cuestión ahora que se invoca a la protección medioambiental para vigilar y controlar el paso -y con ello, la contemplación- por San Juan de Gaztelugatxe, como si fuese una superproducción de los grandes estudios que ha de defender su propiedad intelectual. Hay que proteger la zona del ser humano para que puedan venir más seres humanos, caramba. Lo que les decía antes: una ilusión de seguridad. “La naturaleza está ya muy cansada”, escribió el fraile español Luis Alfonso de Carvallo. Fue en 1695. ¡Ay, si nos viera ahora…!

No quiere decirse con esto, ¡ojo!, que las medidas protectoras sean malas. Nada más lejos. Es necesario preservar los tesoros: los culturales, creados por la mano del hombre, y los naturales, propiedad de la achacosa madre Tierra. A nadie le gusta, claro que no, que San Juan de Gaztelugatxe recuerde a un sábado de rebajas en hora punta en la Gran Vía. Pero desde la ingenuidad, extraña que se mida esa barrera protectora con una unidad un punto rara, el PIB. A buen seguro que los hombres y mujeres de buena voluntad de la Diputación Foral buscan la ecuación perfecta que demuestre la cuadratura del círculo. Por desgracia, tenemos antecedentes: el hombre moderno, en modo turista, tiene alma de termita. ¿Acaso somos libres de entrar en Santimamiñe hoy? También se cobraba y aun así.... Se pelan los bosques y la tierra se desertiza;se envenenan los ríos, se derriten los polos y las nieves de altas cumbres. El clima del mundo está para atar. Y la mano del ser humano casi siempre está detrás. 

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120