central nuclear

Evaluado el impacto del cierre de Garoña en la comarca

En los Presupuestos Generales de 2018 no están incluidas partidas para acciones en los pueblos afectados

Domingo, 18 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:00h

Planta nuclear de Santa María de Garoña.

Planta nuclear de Santa María de Garoña.

Galería Noticia

Planta nuclear de Santa María de Garoña.

Gasteiz- La Comisión directiva de la Asociación de Municipios en Áreas de Centrales nucleares sigue avanzando en las necesidades que se van a suscitar en la zona de influencia de Garoña cuando se inicie la fase de desmantelamiento. Hace unos días se celebró una reunión en el Ayuntamiento del Valle de Tobalina a la que asistieron, entre otros, representantes de las asociaciones de desarrollo rural de Añana y de Bureba, según confirmó Agustina Poza, coordinadora de área.

En el encuentro se continuó estudiando el plan estratégico para el desarrollo de la zona, que afecta a municipios de Burgos y Araba, y cuyas conclusiones se presentarán a los ministerios en su momento. Previamente serán planteados a los ayuntamientos afectados para que den su visto bueno o realicen aportaciones. Sin embargo, en opinión de la coordinadora, los planes de reactivación para paliar las consecuencias de pérdida de empleo y de actividad económica en la zona no se podrán dotar económicamente hasta 2019, ya que en los Presupuestos del Estado de 2018 no se han incluido partidas para acciones en los pueblos afectados.

Según diversas fuentes, los empleos directos e indirectos que se verán afectados por el cierre de la central rondarán los 400, de los que más de 200 son de la propia planta, donde ya han consensuado el ERE que se aplicará: treinta prejubilaciones, 65 traslados y 120 trabajadores que permanecerán durante el desmontaje de las partes contaminadas para su traslado al cementerio de Villar de Cañas, en Cuenca, aún sin construir. De hecho, los residuos de la central burgalesa siguen en el lugar donde se almacenaban, en una piscina en el interior de las instalaciones.

Y si la pérdida de empleos es importante también lo son las pérdidas para los pueblos situados alrededor de la central. Se trata de los recursos económicos que reciben los ayuntamientos al amparo del Plan General de Residuos Radiactivos. Esas ayudas se mantendrán mientras los residuos radiactivos continúen en Garoña, pero después cesarán. - Pablo J. P.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Euskadi

ir a Euskadi »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120