Mesa de Redacción

La tumba del ‘abuelito’

Por Concha Lago - Sábado, 17 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:00h

LA Justicia sienta en el banquillo a tuiteros, raperos y titiriteros. Pero no se atreve con los fraileros. Les cuento. Un tal Santiago Cantera, a la sazón prior del Valle de los Caídos, ha pasado de acudir al Senado para explicar por qué se niega a autorizar la exhumación de restos de fusilados ordenada por un juez. Al señor Cantera se la sopla la Ley de Memoria Histórica y protege el mausoleo del dictador como si fuera el guardián de la galaxia. Ni corto ni perezoso, pidió a la Cámara que excusaran su asistencia por sus “deberes al frente del monasterio”. Como religioso, se permite el lujo de torear al Senado y, como buen devoto, da misas por Franco. ¡Qué pena de Estado democrático en el que sigue mandando el nacionalcatolicismo! Un Estado que desahucia a los muertos de hambre pero no desaloja a regidores del mayor parque de atracciones facha, porque el benedictino vive en un complejo que es propiedad estatal y recibe 340.000 euros anuales de las arcas del Estado. Cantera acumula además varias denuncias por presuntos delitos de atentado contra la autoridad, desobediencia y denegación de auxilio al oponerse a permitir la exhumación de varios cuerpos. Sin embargo, los jueces llevan a la trena a gente por calumniar o injuriar a la Corona y no por enaltecer el franquismo. ¡Qué fácil es secuestrar libros y exposiciones y qué difícil llamar al orden a custodios de la tumba del abuelito!

clago@deia.com

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120