El callejón de las botxerías

Catherine es nombre francés que suena bien

Por Jon Mujika - Viernes, 9 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:00h

José Ramón Taranco, Rosa Otxoa, Delfi Diéguez y Peio Ugalde, director territorial de la zona oeste de Laboral Kutxa. Fotos: Pablo Viñas

José Ramón Taranco, Rosa Otxoa, Delfi Diéguez y Peio Ugalde, director territorial de la zona oeste de Laboral Kutxa. Fotos: Pablo Viñas

Galería Noticia

José Ramón Taranco, Rosa Otxoa, Delfi Diéguez y Peio Ugalde, director territorial de la zona oeste de Laboral Kutxa. Fotos: Pablo Viñas

ERA la tarde echándose en brazos de la noche cuando miles de mujeres tomaron las calles de Bilbao. Qué digo de Bilbao... ¡del mundo entero! Sonaba la larga marcha como suenan las revoluciones, con el repiqueteo de los tacones cargados de razones. Eran las 8.00 de la tarde y el mundo les pertenecía. Y con el don de la oportunidad se sumó a esa bandera Laboral Kutxa, la entidad financiera que había marcado en rojo el reivindicativo 8 de marzo para el preestreno de una película con mensaje en el título: Dos mujeres.No fueron dos, sino miles, ya digo, las protagonistas. Pero viendo la película proyectada en los cines Golem de Azkuna Zentroa habrá que decir que las dos protagonistas, la inmortal Catherine Deneuve y Catherine Frot,son dos actrices que también valen por miles. Sus interpretaciones dejaron a los asistentes boquiabiertos con la actuación de la primera, que irrumpe en la ficción como un huracán, haciendo creíble su personaje de cabeza loca, manirrota y narcisista y la de Frot, ama y señora de la pantalla durante buena parte del metraje. Dos mujeres, dicho sea con tinta de crítico cinematográfico, es una comedia dramática escrita y dirigida por Martin Provosty narrada a media voz, casi entre susurros. El tono encajó bien en las dos actrices que gastan sello de nombre francés que sonó bien: Catherine. La película encajó bien en el día.

La proyección, ya digo, estuvo impulsada por Laboral Kutxa. A la cita acudieron dos emisarios de los mecenas: el director territorial de la zona oeste de la entidad financiera, Peio Ugalde,y José Ramón Taranco,el heraldo público de Laboral Kutxa. La inmensa mayoría del resto del patio de butacas estaba ocupado por mujeres. Era su día, era su hora, ya lo dije. Así, en el recuento hicieron acto de presencia las hermanas Ellacuría, Begoña, Mercedesy María Jesús;Maider Rodríguez, Cristina Atxa, Alazne Martínez, Maite Nieto, Alazne Etxebarria, Begoña Ibáñez;la concejala Beatriz Marcos,las hermanas Lolay Pilar Rapp, Igone Madariaga,quien se acercó para presenciar “el trabajo de la Denueve,una mujer asombrosa que devora la pantalla cada vez que aparece en ella”;José Luis Marañón, Isidro Elezgarai,presidente de Unicef en el País Vasco, quien hoy mismo será recibido por la reina Letiziaen La Zarzuela;Beatriz Iriondo, Nekane Orue, Itxaso Odriozola, Mari Carmen Iriondo, Izaskun Elorriagay así toda una corte de cinéfilas empedernidas.

La película narra uno de esos turbulentos choques de trenes con los que de vez en cuando te agita la vida. Claire es una matrona que siente cómo su vida da un giro con el regreso de Beatrice, una mujer caprichosa que era amante de su difunto padre y a la que no ve desde hace cuarenta años. Seguir contándoles sería pecado de spoilery no hay porqué. Si les pica la curiosidad pueden preguntarles, entre otras, a Delfi Diéguez, Rosa Otxoa, Cristina Asua, Maite Rodríguez, María Videndo, Begoña Puente, Charo Argüeso, Encarnación Losada, Txema Pérez Nanclares, Isabel Ruiz Osuna, Loli Ibarguren, María Dolores Díez, Begoña Intxausti, Montse de la Cruz, Alicia Martínez, Fernando Gómez, Alberto Gutiérrez, María Jesús Alonso, Edurne Olabarria, Carmen Palaciosy así un nutrido grupo de mujeres que vivieron con intensidad la efusiva y rocosa historia, contada a media luz.

En la ficción, Claire ejerce con pasión su oficio. Preocupada como está ya por el inminente cierre de la sección de maternidad en la que trabaja, la aparición de Beatrice lo atormenta todo. ¿Les suena la historia...? Con esos ingredientes tal vez no, pero hay en el trasfondo del guion una verdad secreta: cuando todo está complicado puede complicarse aún más. Por eso conmueve la película, porque sin recrearnos justo en esos mismos ingredientes, mucha de la afluencia ha vivido esa sensación alguna vez en su vida.

etiquetas: ecos de sociedad

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120