sindicatos abertzales

ELA acusa a LAB de “desmovilizar” y amaga con romper la unidad de acción

Muñoz critica los acuerdos en la educación pública y avisa de que “sin huelgas no es posible” una alianza estratégica

Adrián Legasa Ríos - Jueves, 8 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 10:04h

Garbiñe Aranburu, secretaria general de LAB, conversa con Adolfo, ‘Txiki’, Muñoz.

Garbiñe Aranburu, secretaria general de LAB, conversa con Adolfo, ‘Txiki’, Muñoz. (Foto: Oskar González)

Galería Noticia

Garbiñe Aranburu, secretaria general de LAB, conversa con Adolfo, ‘Txiki’, Muñoz.

bilbao- El apoyo de LAB a los últimos acuerdos en la educación pública vasca -haurreskolas, educación especial y cocina y limpieza- terminó por poner de relieve las diferencias de fondo que separan a los dos grandes sindicatos abertzales. Tanto ELA como LAB apostaron en sus últimos congresos por volver a fortalecer una alianza que salió tocada tras el periodo 2011-2013, coincidiendo con el acceso de Bildu al gobierno de Gipuzkoa y los procesos negociadores para salvar los convenios vascos de la reforma laboral. Pero en los últimos meses han surgido discrepancias que han culminado en la ruptura en el sector de Educación. “Si el objetivo de LAB es desmovilizar no es posible una acción estratégica con ellos”, advirtió ayer Adolfo, Txiki, Muñoz.

En un artículo publicado en la web del sindicato, el líder de ELA lanzó duras críticas al que en los últimos años ha sido su socio principal. “Sin una praxis, donde la huelga debe ser un elemento esencial, el sindicalismo se queda en la mera retórica”, comienza Muñoz. “Es una muy mala noticia que LAB haya decidido descolgarse de la huelga en tres sectores de la educación pública”, continúa el de Mañueta, que censura que la central de la izquierda abertzale diera su apoyo al departamento de Educación de Lakua “por responsabilidad política”. “Donde LAB es mayoría -en haurreskolas supera el 60% de representatividad- actuar con responsabilidad significa que no hay huelga”, afirma Muñoz.

La ruptura se ha producido en la Educación pero las discrepancias vienen de atrás. Es evidente que hace tiempo que, en la práctica, el grado de disposición al conflicto de ELA y de LAB no es el mismo. Ya lo puso sobre la mesa el propio Muñoz el verano pasado al reprochar de forma velada que LAB no estuviera en la huelga de residencias vizcainas, la más larga que se ha producido en este territorio. “Mal vamos si la huelga se le atraganta al movimiento sindical”, señaló Muñoz en referencia al descuelgue de LAB de las huelgas previstas en haurreskolas, educación especial y cocina y limpieza para la primavera, las primeras los próximos días 14 y 15, para la cual mantienen la convocatoria ELA y Steilas.

En su artículo, Muñoz critica los acuerdos firmados entre el departamento de Educación y LAB, CC.OO. y UGT, que considera “perpetúan” la temporalidad y la precariedad. “El sindicalismo responsable siempre es bien valorado por patronales y gobiernos. Nos preocupa mucho porque, si el objetivo de LAB es desmovilizar, no es posible una acción estratégica con ellos”, advierte el líder de ELA.

No es la primera vez que el sindicato mayoritario se ve fuera de una triple entente formada por LAB, CC.OO. y UGT. Ya ocurrió en las negociaciones para blindar el marco laboral vasco previas al decaimiento de los convenios en 2013 o en el acuerdo a tres sobre las condiciones de la plantilla de Lanbide firmado con el Servicio Vasco de Empleo en 2015. Más recientemente, ELA ha sido el único de los cuatro grandes sindicatos que no se sentó en la mesa para abordar la brecha salarial entre hombres y mujeres, un ciclo negociador que celebrará su segunda cita el próximo día 12. La dirección de ELA propuso hacer una crítica común al Gobierno vasco y la patronal por la apertura de esa mesa, pero se topó con la negativa de LAB, que tras acudir a la reunión inaugural aún medita si repetir o no en el encuentro del día 12.

El tiempo dirá si la relación se encauza o las palabras de Muñoz desembocan en una nueva ruptura de la unidad de acción de las dos centrales que lideran la mayoría sindical vasca como ya ocurrió a comienzos de 2012 al acusar ELA a LAB de hacer seguidismo de Bildu en Gipuzkoa. Las dos diferencias que más pesaban entonces, la cuestión de la relación entre LAB y la izquierda abertzale y la posición en la negociación sectorial, parecen haberse suavizado para dar paso a otras fricciones ligadas a la táctica sindical. En la huelga feminista de hoy ELA y LAB llaman de forma conjunta a paros de cuatro horas por la mañana y por la tarde.


etiquetas: lab, ela

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Economía

ir a Economía »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120