DeiaDeia. Noticias de Bizkaia - Noticias de última hora de Bizkaia, Euskadi e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Deia
a la 20:45 horas en san mamés

Un estreno de riesgo

El Athletic, en el debut de Ziganda en San Mamés, no puede fallar frente a un Dínamo Bucarest inferior. El técnico, que podría recurrir a Williams de inicio, avisa de que “tenemos que imponer nuestro estilo”

Pako Ruiz - Jueves, 3 de Agosto de 2017 - Actualizado a las 06:08h

Varios jugadores, entre ellos Iñaki Williams que podría ser la gran novedad en el once, ayer durante un ejercicio colectivo.

Varios jugadores, entre ellos Iñaki Williams que podría ser la gran novedad en el once, ayer durante un ejercicio colectivo. (Foto: Juan Lazkano)

Galería Noticia

Varios jugadores, entre ellos Iñaki Williams que podría ser la gran novedad en el once, ayer durante un ejercicio colectivo.

Bilbao- Se trata de un partido trampa. Lo habitual cuando hay poco que ganar y mucho que perder. Porque el Athletic se juega su credibilidad y su futuro en esta Europa League a las primeras de cambio. Es el peaje que tiene que pagar por la conquista de la séptima plaza la pasada liga, un consuelo envenenado. El trago de tener que pasar dos previas puede resultar fatal, aunque la historia dice lo contrario. El conjunto rojiblanco nunca ha fallado en estos mismos escenarios. Ni en la Europa League ni en la Champions. Es un dato que se entiende como una plusvalía.

Otra cosa es lo que suceda en el césped, que es donde se cobran los éxitos y se lamentan los fracasos. Porque el Athletic no se puede permitir el lujo de bajarse del tren europeo en esta etapa inicial, donde se cruza con un inferior Dínamo Bucarest, que se presenta en San Mamés vestido con piel de corderito. Las tablas firmadas en el encuentro de ida (1-1) en la capital rumana dejan la suerte de la eliminatoria en el aire, pero no por ello el conjunto de Kuko Ziganda, que también se juega mucho en su estreno oficial como técnico de los leones, pierde su etiqueta de gran favorito por calidad, por plantilla, por potencial, por historial…

El Athletic se enfrenta a sus posibles miedos y al temor que supone competir en estas fechas tan tempranas, consciente de que el grupo no ha alcanzado el punto idóneo de forma, con el matiz de riesgo que conlleva cuando enfrente asoma una escuadra que ha recorrido ya tres jornadas en su liga doméstica, por lo que a priori deberá explotar ese mayor rodaje para poder aspirar a la proeza en La Catedral, que no presentará el ambiente de gala de las noches europeas con dos tercios de la población vizcaina disfrutando de sus destinos vacacionales.

Ziganda, que reconoce el cosquilleo y el lado emotivo de su estreno en San Mamés al mando del primer equipo, no especulará, no jugará con el resultado del National Arena, que obliga al Athletic a ganar o en su defecto firmar el empate sin goles: “Tenemos que llevar el partido a nuestro estilo… Jugar en campo contrario, que es lo que nos gusta. Llegar, centrar y hacer ocasiones de calidad… Intentaremos imponer la fortaleza de San Mamés y mostrar la primera muesca de lo que queremos”. El de Larrainzar se asomó a pecho descubierto, decidido a dejar su sello, sin mirar al retrovisor del pasado tan cercano y convencido de que el Dínamo Bucarest de esta noche no diferirá mucho del que se encontraron una semana atrás.

con WilliamsEl técnico rojiblanco no desveló su plan para esta noche, pero sí dio algunas pistas. Confirmó que “va a jugar” Iago Herrerín bajo palos, pese a que Kepa Arrizabalaga, que apenas lleva completada una semana de trabajo, “está para jugar”, al mismo tiempo que no desveló el rol que jugará cada guardameta ni avanzó si apostará por uno en liga y por el otro en competición continental y en la Copa.

La gran novedad en el once podría ser la de Iñaki Williams, que ya se estrenó esta pretemporada ante el Reus le pasado sábado, con buenas sensaciones y con gol incluido. Ziganda -que cuenta con las ausencias por lesión de Yeray e Iturraspe y las de Saborit, Unai Núñez, Rico, Córdoba, Villalibre y Sola por decisión técnica- confesó que está “barajando la posibilidad de jugar” con Iñaki Williams. “Tenemos que ver qué nos puede interesar más: si agotarle en 60 minutos o aprovecharle de refresco cuando la gente esté más cansada y aprovechar su velocidad y chispa porque le cuesta poco entrar en los partidos”, admitió, dejando claro que el bilbaino “no está para 90 minutos de ninguna manera”.

Ziganda insistió en que no espera a un Dínamo que arriesgue de inicio, pese a que en su liga “es un equipo mandón, que lleva la iniciativa de juego, inclusive el otro día cuando ganó en el campo del campeón rumano, donde le jugó de tú a tú, con mucha personalidad”.

Precisamente, el conjunto de Cosmin Contra lleva dos triunfos en dos partidos fuera de casa, en los que sumó cuatro goles a favor y no recibió ninguno, un detalle que no pasa desapercibido. Con todo, el técnico del Dínamo introdujo ante el Viitorul Constanta hasta siete cambios con respecto al once inicial del pasado jueves. Solo repitieron el meta Penedo, el central Nedelcearu, el lateral zurdo Filip y el pivote Busuladic.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Athletic

ir a Athletic »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120