TERCERA EDICIÓN DEL MUNDAKA FESTIVAL

El festival de las buenas vibraciones

El Mundaka Festival completa su segunda jornada acompañado del gran interés del público en los distintos talleres gastronómicos

Un reportaje de Aritz Erdaide - Domingo, 30 de Julio de 2017 - Actualizado a las 06:08h

El público que abarrotó la feria de productos de la comarca de Urdaibai disfrutó con los pintxos de atún elaborados a la plancha.

El público que abarrotó la feria de productos de la comarca de Urdaibai disfrutó con los pintxos de atún elaborados a la plancha. (J.M.M.)

Galería Noticia

El público que abarrotó la feria de productos de la comarca de Urdaibai disfrutó con los pintxos de atún elaborados a la plancha.

El Mundaka Festival llegó ayer a su ecuador en plena vorágine gastronómica y musical, con un ambiente espectacular propiciado por la metereologia reinante y el buen sabor que han dejado los grupos que se han subido al escenario de la explanada de Santa Catalina. Durante la jornada de ayer los talleres para niños, las catas de txakoli con el mejor sumiller de Euskadi y los maridajes que combinaron los pintxos con bebidas espirituosas hicieron las delicias de aquellos que se acercaron a la Tala mundakarra.

Despuntaba la mañana con un día soleado, preludio del calor que acompañó durante la jornada al festival de Mundaka. Si en la inauguración la música fue la gran protagonista, ayer se le unió la otra pata que sustenta la cita como es la gastronomía. A las 11.30 horas las casetas ordenadas a lo largo de la tala se abrieron para ofrecer los mejores productos de la comarca de Urdaibai, mientras la gente se acercaba curiosa para mirar primero el surtido de delicias y decidirse después por adquirir alguno de ellos. Fueron los más jóvenes los primeros en meter las manos en harina, literalmente, para confeccionar algo tan típico como los talos con sus propias manos en el taller gastronómico. Hacia el mediodía fue el turno de los no tan jóvenes que llenaron la carpa ubicada en el pequeño frontón local, donde de la mano de Jon Andoni Rementeria, pudieron conocer los secretos y sabores que ofrecen los txakolis de Bizkaia.

El mejor sumiller de Euskadi impartió una charla informativa aderezada con una cata de tres tipos de caldo, en la que desmenuzó su procedencia, elaboración y forma de apreciarlos correctamente. “Hacer estas cata-degustaciones me parece perfecto, porque se dan a conocer los productos, en una zona impresionante, super bonito y potenciando los productos que tenemos en nuestra comarca” detallaba Rementeria. El público atendió la clase magistral, de manera que pudo adentrarse en un mundo en el que cada día es más amplio el abanico de productos. “El estar catando el txakoli en un sitio como este te permite descubrir diferentes gamas y productos. Conocer el origen del producto u otros detalles son cositas que van quedando y repetirlos luego entre amigos ayuda a quedar bien” alegaba el experto.

Una vez acabado el primer taller y sin apenas tiempo para asimilar lo aprendido, llego el turno del “aperitivo perfecto” nombre de la segunda cita en la que la bartender Noelia Serna y el cocinero Eneko Ordorika, ofrecieron la oportunidad de catar un maridaje consistente en un pintxo y un combinado. “Hemos preparado un coctail que se llama Musutruk Ice Beer, porque va con cerveza. Es un combinado fresquito, ideal para tomarte con un tiempo como el de hoy” detallaba Serna. Una bebida compuesta por una base de ginebra “de una marca que es la única que utiliza cítricos frescos para la destilación con lo que aporta ese toque fresquito”, además de lima, triple seco, un poco de azúcar y un toque de salsa perrys “para subir su sabor”. Ideal para acompañar el pintxo elaborado por un maestro de los fogones acostumbrado a estar entre los mejores artesanos de la alta cocina en miniatura como Ordorika, chef del restaurante Zallo Barri. “El pintxo consiste en una base de pan de tomate seco y aceituna negra. Se hace en formato molde, luego se reparte en rebanadas y se hacen las tostas. Lleva también una ventresca, un gel de lima para darle frescura y debajo del pescado lleva una crema de queso de untar, que en este caso se acompaña de tomate seco, aceituna negra, guindilla y cebolleta. Todo ello culminado con un alioli de remolacha, una flor de recula y un poquito de aceituna negra seca”.

Mientras se llevaban a cabo los talleres gastronómicos y como todo el mundo no pudo entrar en ellos ya que las plazas se limitaban a unas 50 personas, muy cerca se podía disfrutar de otros productos como el bonito del norte, que en su elaboración sobre la plancha iba extendiendo un olor por toda la plaza que abría el apetito. Y como no hay mejor combinación que una delicia con su correspondiente bebida, también se pudieron probar diferentes txakolis de Bizkaia.

Hoy cerrará el telón la tercera edición del festival, no sin antes ofrecer dos nuevos talleres de gastronomía con dos cocineros de renombre como Aitor Amutxastegi del restaurante Arraunlari Berri y Xabier Gutierrez del Arzak, que ofrecerán sendas charlas sobre distintos productos de primera calidad. También habrá degustaciones y exposiciones.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Bizkaia

ir a Bizkaia »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120