exposición en basauri

El fotógrafo que mira a la ría

Manu González es un apasionado de la fotografía que actualmente expone una muestra en Basauri
El basauritarra afincado en Etxebarri busca en sus fotos una mirada personal de lo que le rodea

Iker Ugarte - Miércoles, 19 de Julio de 2017 - Actualizado a las 11:53h

Manu González, fotógrafo.

Manu González, fotógrafo. (Foto: I. Ugarte)

Galería Noticia

Manu González, fotógrafo.

Basauri - Puede pasar horas buscando el encuadre perfecto que le permita plasmar lo que le rodea del modo en que él lo percibe. Y es que, Manu González vive y siente la fotografía de un modo muy personal. Para este basauritarra afincado en Etxebarri lo importante de captar un momento es hacerlo con un toque propio. Trabaja la fotografía exterior, ya que “busco el paisaje y la naturaleza, la propia realidad no necesita preparaciones, sino buscar el encuadre, la visión diferente y personal de elementos que están a la vista de todos”, explica.

A sus 50 años, González saca tiempo de donde no lo hay para dedicárselo a su gran pasión: la fotografía. Desde joven, aunque licenciado en Matemáticas, su gran pasión han sido las Bellas Artes. Esa afición le ha llevado a tener unos conocimientos y una calidad en sus fotografías que ahora muestra en la kultur etxea de Pozokoetxe, lugar en el que, a través de veinte imágenes captadas por él, muestra su particular y personal mirada sobre la ría, con su obra Itsasadar maitea.

Su idea la tiene muy clara y asegura que “no se necesita tanto dinero para disfrutar de la fotografía”. El equipo debe ir comprándose a medida que surgen necesidades, ya que “un fotógrafo debe andar kilómetros, subir, bajar, buscar, etc. En definitiva, buscar su punto de vista personal y eso lleva muchos días y muchas horas buscando lugares, perspectivas, luces, atardeceres, cielos...”. Comenzó a interesarse por la fotografía de casualidad, cuando “mi mujer me regaló una cámara digital, hace ahora quince años”.

Hasta entonces, González mataba el gusanillo de la creatividad con el dibujo y la pintura. “Me di cuenta de que la cámara me ofrecía una versatilidad enorme a la hora de plasmar la realidad y el mundo que me rodeaba”. Fue cogiéndole el gusto y fue entonces cuando se hizo con su primer equipo semiprofesional. Otro de los factores que más ha influido para que hoy tenga alma de fotógrafo han sido los viajes que ha realizado alrededor del mundo, puesto que “siempre había tenido esa necesidad de traerme algo que me permitiera recordar y volver a disfrutar de lo visto y vivido”.

Y es que González destaca que “las posibilidades de la fotografía superan con creces la de tener recuerdos o postales y permite algo más: buscar una visión propia, destacar aquello que te hace vibrar, que conecta contigo, reflejar la realidad de una manera más personal, buscando al final expresar, más que reflejar”.

Las obras expuestas ahora en Pozokoetxe ya pasaron por la Taberna Mayor de San Miguel, donde fue inaugurada, y por el centro cívico de Basozelai. Itsasadar maitea refleja “un lugar mágico, se trata de un recorrido desde San Antón hasta El Abra, donde la ría adquiere diferentes dimensiones: urbana, industrial, pesquera...”. González encuentra en sus orillas un oasis de paz que muestra a través de imágenes en diferentes municipios. “Agua y noche básicamente son los componentes esenciales de casi todas las fotografías”.

Como apasionado de la imagen, no para en ningún momento. En este sentido, ya está inmerso en su próximo proyecto, que le lleva además a descubrir una fotografía a la que no está acostumbrado. “Estoy trabajando en el tema street o la fotografía urbana, de la que soy un neófito, pero me apetece explorar y creo que ofrece un campo amplísimo muy nuevo para mí”.

Asimismo, intenta trabajar en un proyecto que le permita “fusionar de un modo natural fotografía y acuarela, ya que llevo varios años aprendiendo la técnica de esta última”. Por si fuera poco, tiene adelantado un trabajo fotográfico sobre la costa cantábrica, en una muestra que pretende exponer y que estará compuesta por imágenes recogidas desde Euskadi hasta Galicia.

Para este fotógrafo hecho a sí mismo -aunque ha realizado numerosos cursillos de fotografía-, hacer fotos “es un pequeño ritual que te obliga a salir, a planificar, a buscar, marcarte pequeños retos, buscar lugares y conocerlos...”.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Arratia-Nerbioi

ir a Arratia-Nerbioi »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120