Endika Gainzarain Presidente de Bastida Ikastola

“Trabajamos en un modelo educativo basado en la confianza y en la motivación de los niños”

Inmerso en el Araba Euskaraz que hoy se celebra en Labastida, Endika Gainzarain subraya que la ikastola no es una escuela más sino un proyecto compartido

Entrevista y fotografía de Pablo José Pérez - Domingo, 18 de Junio de 2017 - Actualizado a las 06:00h

Endika Gainzarain, presidente de bastida ikastola

Endika Gainzarain, presidente de bastida ikastola

Galería Noticia

Endika Gainzarain, presidente de bastida ikastola

Labastida- Con la complicidad de familias, profesores e instituciones, Bastida Ikastola recibe hoy a miles de euskaltzales de todos los rincones de Euskal Herria dispuestos a disfrutar de una jornada festiva y a dinamizar el euskera en Araba.

¿Cómo definiría la ikastola?

-Bastida Ikastola es un centro pequeño pero con grandes proyectos. Como se aprecia en el emblema del Araba Euskaraz es un cohete, estamos lanzados hacia las nuevas tecnologías, aunque con muchísimos problemas para lograr nuestro propósito.

¿Cuáles son esos problemas?

-Principalmente, falta de financiación, proyectos que requieren inversión económica y también grandes problemas como el que padecemos en Labastida, donde no tenemos Internet, no tenemos fibra óptica, y eso es un escollo grandísimo. En este siglo XXI, donde las tecnologías están a la orden del día, es uno de los escollos más graves que tenemos en esta ikastola. Tienen fibra las instituciones: Osakidetza, Ayuntamiento y la escuela pública. Nosotros tenemos que buscarnos la vida como podemos.

¿De dónde proceden los alumnos?

-Esta ikastola es muy familiar, por la cercanía de la gente. No deja de ser un pueblo y nuestros alumnos no son sólo de Labastida, también vienen de Haro, Anguciana, Casalarreina, San Vicente de la Sonsierra, Ábalos… incluso desde Miranda de Ebro viene un autobús. Nos tenemos que buscar la vida a la hora de conseguir matriculaciones y no basarnos sólo en lo que es Labastida. Tenemos que abrirnos mucho más.

Los pueblos de La Rioja...

-Así es. Es una oportunidad que estamos dando a muchos pueblos de la Rioja Alta donde hay matrimonios en los que uno o los dos proceden de Euskal Herria y se les da la oportunidad para que a sus hijos se les pueda dar la educación que les hubiera gustado darles si se hubieran quedado.

¿Cuál es su modelo educativo?

-Nuestra oferta educativa es moderna aunque no nos olvidamos del pasado. Nos basamos en nuestra cultura, la del País Vasco, en nuestras costumbres y en nuestro pasado, pero siempre mirando hacia delante. Ahora estamos formando a los profesores en un nuevo modelo pedagógico basado en la confianza y la motivación de los niños. Creemos que a los niños, hoy en día, no se les puede someter a presiones de exámenes y deberes. Se crea mucho fracaso escolar con ello y lo que estamos buscando con el nuevo modelo pedagógico es que los niños estén a gusto, que se sientan motivados, que tengan confianza en ellos mismos. Creemos que esta es la base de una educación más arraigada y con mejores fundamentos.

Como todo, este cambio también tiene sus costes financieros ¿no?

-Esta es una de las metas que tenemos ahora y por eso necesitamos una fuerte inversión económica porque requiere de obras en la infraestructura de la ikastola y la formación de los profesores. Vamos a hacerlo poco a poco porque queremos llegar a esa meta. Es importante para los niños.

Sin embargo, el currículo educativo es el mismo que en otros centros.

-Los niveles académicos son los mismos que en la escuela pública, pero vamos a ir a un ritmo que no lo va a poner el profesor, sino el alumno. Pensamos que no todos los niños aprenden a caminar cuando tienen un año;cada uno va a su ritmo, pero todos llegan a la meta. Esto es parecido.

Hasta no hace mucho se hablaba de la poca presencia del euskera en Rioja Alavesa. ¿Ocurre lo mismo en Labastida?

-Aunque estamos en una esquinita de Araba sur, donde pensamos que no se habla euskera, sorprende a la gente que viene de fuera el euskera hablado que hay en la calle. Pero es gracias a esta ikastola, que tiene ya veintitantos años, y a las generaciones jóvenes que hay en el pueblo. Casi todos hablan en euskera gracias a este centro. Queremos seguir en ese camino, que la gente hable en euskera, que viva en euskera y que el entorno se enriquezca con el euskera.

Fuera de Euskadi no siempre se entiende el peso que se le da al euskera.

-El que se ha ido a trabajar a Sevilla, por ejemplo, es por necesidad o porque le ha salido una oferta laboral atractiva… El euskera es una cosa más que va a tener, igual para ese trabajo no le va a servir, pero le habrá aportado una riqueza a su formación. Se dice que cuando a los niños se les enseñan dos lenguas desde pequeños, la tercera entra sola y así ocurre con el inglés o el francés. Por eso tenemos que ver que esa es una puerta a otra formación. Mucha gente que viene de Haro, que los padres son riojanos los dos, viene con la idea de que el hijo aprenda euskera porque, al final, vivimos muy cerca y pueden ir a estudiar a la universidad en Araba, Bilbao o Donostia, y lo ven como una oportunidad.

La ikastola ¿es como un colegio privado?

-La ikastola es una escuela concertada, recibimos ayudas del Gobierno vasco y de instituciones públicas para mantenernos, pero hay un alto porcentaje del presupuesto que lo tenemos que autogestionar.

¿Cómo lo hacen?

-Organizamos actos que la financien. Cuesta mucho llegar al cien por cien del presupuesto, pero al final se llega porque el modelo de autogestión enriquece también a los alumnos porque ven que los aitas colaboran en la gestión de la ikastola.

¿Colaboran los aitas?

-Claro que colaboran. Y mucho. Para hacernos una idea, los arreglos de la ikastola los hacen los aitas: pintar las clases, el tema de la electricidad, mantenimiento... Hacemos una quedada un sábado al mes porque les toca a varias clases venir a realizar el mantenimiento de las instalaciones y con eso nos ahorramos miles de euros al año. Entre las cuotas de los socios, que tampoco se puede abusar porque la situación económica que hay hoy en día es la que es, la gestión que hacemos de mantenimiento, actos sociales de recaudación de fondos para la ikastola y luchando día a día, conseguimos llegar al objetivo. Pero reconozco que es muy costoso.

¿Las familias, los socios, se implican en Bastida Ikastola?

-La gente se implica aunque nos gustaría que lo hiciera todavía más. Es curioso que en una asamblea de caza o del Deportivo Alavés no entre un alfiler y aquí tengamos que achuchar a la gente para que eche un cable. Como en todos los sitios hay personas que colaboran y otras que no, pero algo tan importante como la educación de los hijos en la que puedes participar apoyando para que esta ikastola salga adelante es importante porque es donde se está educando tu hijo.

Cuesta animar a la gente, entonces.

-No hay nada tan importante como tu hijo y su educación, pero hay personas a las que les tienes que pinchar para que se den cuenta. Pero estoy muy contento con la colaboración de todos, especialmente con la organización del Araba Euskaraz. Hay gente a la que le hemos dicho que les vamos a montar una litera en la ikastola por lo mucho que está trabajando.

¿Cuándo acaban los estudiantes sus estudios en la ikastola?

-Con 14 años se desplazan a Lapuebla de Labarca. Hemos logrado mantenerles en la ikastola hasta esa edad porque en teoría se deberían ir a los 12, pero Assa Ikastola nos permite, con dos profesoras aquí, mantenerlos en Labastida.

¿Y ampliar la oferta con otros ciclos?

-La oferta educativa en Rioja Alavesa está organizada de esta forma. Hay un mapa escolar que es muy difícil variarlo porque sería quitar un champiñón de aquí para ponerlo allí y generaría otros muchos problemas. Creemos que está muy bien como está, centralizado en la ikastola de Lapuebla de Labarca.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Euskadi

ir a Euskadi »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120