Sindicatos vascos piden subidas de salarios del IPC

UGT de Euskadi y CC.OO. abogan por incrementos de los sueldos en los convenios entre el 1,8% y el 3%

Confebask insiste en que no se pueden generalizar los aumentos

Xabier Aja - Miércoles, 14 de Junio de 2017 - Actualizado a las 06:01h

El director general de Confebask, Eduardo Arechaga, junto al presidente de la patronal vasca, Roberto Larrañaga.

El director general de Confebask, Eduardo Arechaga, junto al presidente de la patronal vasca, Roberto Larrañaga. (Foto: Efe)

Galería Noticia

El director general de Confebask, Eduardo Arechaga, junto al presidente de la patronal vasca, Roberto Larrañaga.

BILBAO- La recuperación de la economía, al menos en cifras macro, es una realidad en la CAV pues el PIB se incrementa a tasas del 2,7%, según los datos del Eustat correspondientes al primer trimestre del año. En vista de dicha realidad los sindicatos vascos consideran que esa mejoría de la economía tiene que llegar también al bolsillo de los trabajadores por la vía de un aumento generalizado de los salarios que, por efecto de la crisis económica y de la ausencia de negociación colectiva, están virtualmente congelados desde 2008. En este sentido, organizaciones como UGT de Euskadi piden subidas salariales de al menos el 1,8%.

El sindicato UGT-Euskadi ha instado a las organizaciones empresariales vascas a desbloquear la negociación de los convenios colectivos, “presentando propuestas empresariales realistas en las mesas” y en este sentido, la organización que lidera Raúl Arza demanda subidas de salarios del orden del 1,8% al 3%.

La organización sindical toma como referente el último dato del IPC de mayo que mantiene la tasa interanual, en el caso del País Vasco, en el 2%, lo que supondría, de mantenerse hasta fin de año, una pérdida de poder adquisitivo de los trabajadores en un momento en el que contar con más dinero en el bolsillo podría facilitar el crecimiento económico de la mano de un mayor tirón de la demanda.

En todo caso no hay que olvidar, según UGT, que cerca de 330.000 trabajadores en los territorios de Araba, Bizkaia y Gipuzkoa, siguen este año con el convenio colectivo que marca sus condiciones salariales pendiente de negociar o decaído.

A nivel del conjunto del Estado español, la negociación sobre la revisión salarial de 2017 se encuentra también en un punto muerto desde hace meses, cuando la junta directiva de la patronal española CEOE aprobó la propuesta de un incremento salarial del 1,5%, más otro 0,5% ligado a la productividad. Cifras que hoy por hoy apenas igualan la inflación por lo que tanto UGT como CC.OO. subieron el listón de sus demandas hasta las cotas citadas, entre el 1,8 y el 3%.

La propuesta de UGT de Euskadi incluye instar a los otros sindicatos representativos vascos, incluido el mayoritario ELA, a “apostar por la negociación colectiva, para que la recuperación económica llegue también a las familias”.

Curiosamente la reflexión de la necesidad de una subida salarial tras varios años de sacrificio de buena parte del colectivo laboral no es sólo una idea sindical, el propio consejero de Hacienda y Economía del Gobierno vasco, Pedro Azpiazu, ha señalado en varias ocasiones que es hora de mejorar los sueldos a los trabajadores.

La petición a los representantes empresariales llegó hasta el Parlamento Vasco donde el PNV no tuvo reparos en secundar una propuesta de EH Bildu abogando por una subida de salarios, petición, la de incrementar los sueldos, que también respaldan personas como el presidente de Consejo de Relaciones Laborales (CRL) de Euskadi, Tomás Arrieta.

La secretaria de Acción Sindical de UGT-Euskadi, Maribel Ballesteros, recordó ayer que “desde que en enero firmáramos la patronal y los sindicatos vascos el acuerdo interprofesional de estructura de negociación colectiva, no se ha avanzado en las mesas de negociación y siguen paralizados la mayoría de los convenios ”.

Para la representante sindical, “hay que revertir esta situación en Euskadi y avanzar en la negociación y en la recuperación de la negociación colectiva” y para eso “hace falta que las patronales se sienten a negociar con propuestas realistas”. Los datos del IPC conocidos ayer, en el entorno del 2%, “se sitúan por encima de la previsión de inflación final del Gobierno español, fijada en el 1,5%”, por lo que solicitar incrementos de hasta el 3% “no sería un aumento disparatado”, sino que se ajusta a criterios de moderación, teniendo en cuenta las previsiones de inflación, afirman en UGT.

ConfebaskLa organización empresarial vasca Confebask no ve tan claro una subida general de salarios dando a entender que la mejoría de la competitividad de las empresas vascas sigue basándose en costes laborales. El director general Eduardo Arechaga recordó que en Euskadi existen “los salarios más altos de España”. Y, además, “falta todavía empleo y tejido empresarial por recuperar”. Arechaga afirmó que los sueldos sí están subiendo pues, según el CRL, los aumentos salariales pactados están en torno a 1,3%”.

El dirigente de Confebask señaló en Onda Vasca que hay que subir los salarios “en la medida de lo que le permita la situación de cada empresa o de cada sector”. En todo caso aboga porque una parte de la retribución salarial sea variable en función de los resultados.

La economía en 2017

IPC

2%

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Economía

ir a Economía »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120