Nada personal, solo negocio

Alberto F. Araujo Barakaldo - Viernes, 9 de Junio de 2017 - Actualizado a las 06:03h

“¡Eres el mejor, Leo!”. “¡Ánimo campeón!”. “¡Messi presidente!”. Fueron algunos vítores que le gritaron al cuatro veces ganador del Balón de Oro cuando él y su padre salieron del Tribunal Supremo, el cual confirmó la condena de 21 meses de cárcel que ya le había impuesto la Audiencia de Barcelona por el “despiste fiscal” de unos cuantos milloncejos. No, no irán al talego. Ni los Messi, ni Ronaldo ni tantos otros portentos que no voy a mencionar, ya que este diario necesitaría una edición especial, y tampoco es eso. Hacienda somos todos, pero a algunos famosos se les olvida. Yo creo que, no en pocos casos, estos nuevos pudientes están deliberadamente mal asesorados. Unas veces cuela y otras no. Los disparatados lisonjeros le designan presidente. ¿Por qué no rey? ¿Qué digo rey? ¡Emperador! ¿Qué hay de malo en ser emperador? Molaría más… Coppola no ha sabido ver que el guion de estas peripecias es más fecundo que su trilogía. ¡Ah, El padrino! ¿Cómo olvidar aquellas frases? “No digas que eres inocente Carlo, porque es un insulto a mi inteligencia, y eso no me divierte”, “...pero ahora vienes a mí a decir: Don Corleone, pido justicia, y pides sin ningún respeto, ni siquiera me llamas Padrino…”. Coppola se hace mayor…

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120