con su gama alta

Tubacex prevé duplicar ventas y llegar a los 1.000 millones en 2020

El mayor peso de los productos de más valor añadido y el crecimiento en Asia dispara las acciones un 12% en la Bolsa

Xabier Aja - Jueves, 25 de Mayo de 2017 - Actualizado a las 06:30h

El consejero delegado de Tubacex, Jesús Esmorís, y el presidente, Álvaro Videgain, en una previa a la junta de accionistas.

El consejero delegado de Tubacex, Jesús Esmorís, y el presidente, Álvaro Videgain, en una previa a la junta de accionistas. (Oskar Martínez)

Galería Noticia

El consejero delegado de Tubacex, Jesús Esmorís, y el presidente, Álvaro Videgain, en una previa a la junta de accionistas.

BILBAO- La compañía vasca fabricante de tubos de acero inoxidable sin soldadura Tubacex reforzará la fabricación en la planta de la India de sus productos de menor valor añadido mientras mantendrá en Europa, en las plantas de Euskadi y Austria, la elaboración de los denominados productos premium, -aquellas aleaciones especiales capaces de aguantar altísimas presiones, temperaturas y elevados niveles de corrosión-, que suponen ya el 70% frente al 40% en 2012, y que seguirán creciendo en el futuro, según los dirigentes de la empresa. Con ello, espera alcanzar una facturación del orden de los 1.000 millones de euros en 2020, el doble que en la actualidad en un mercado normalizado, entendiendo como tal, uno con una demanda creciente de petróleo y el crudo a unos precios del orden de los 60 dólares el barril frente a los 54 dólares actuales.

Dichas previsiones, acompañadas de la firma de un contrato de más de 556 millones de euros en Irán y del hecho de que el grupo Tubacex cuenta con una cartera de pedidos en este primer semestre de 2017 del orden de los 700 millones de euros en productos premium -los de mayor valor añadido y márgenes- a suministrar en los próximos tres años, ha relanzado el interés de los inversores por la compañía vasca en Bolsa hasta el punto de que ayer la cotización de las acciones de la empresa alavesa se revalorizaron más de un 12%, cerraron la jornada a 3,58 euros, tras cambiar de manos más de dos millones de títulos frente a los 360.000 del martes.

Duplicar la facturación

La compañía aspira en su nuevo plan estratégico a duplicar su actual facturación en cuatro años, según señaló el consejero delegado, Jesús Esmorís, con motivo de la celebración de la junta general de accionistas de Tubacex en la localidad alavesa de Laudio.

En la junta fueron aprobados los resultados del pasado ejercicio, un año en el que la compañía vasca ganó medio millón de euros en medio de una coyuntura muy adversa por la bajísima demanda del sector petrolero. Pese a que la demanda del sector energético ligado al sector de oil&gas sigue en cotas mínimas, la venta de productos de mayor valor añadido y las mejoras en la gestión han conseguido que en el primer trimestre de 2017 el beneficio neto de Tubacex se elevara hasta 2,8 millones.

El beneficio del año pasado será dedicado a reservas, sin distribuir dividendo a los accionistas, entre los que destaca Aristrain, con un 11% del capital. El presidente del grupo, Álvaro Videgain, señaló que pese a lo “modesto” del resultado obtenido había sido “muy meritorio, ya que prácticamente todo el sector a nivel mundial está en pérdidas”, debido a la caída de los precios del petróleo que limita las inversiones y la compra de tubos.

Los pedidos, principalmente soluciones tubulares para los sectores de gas y petróleo, así como de generación de energía en tecnología supercrítica, proceden de países europeos como Reino Unido, Noruega y Rusia, así como de Asia. Pese a esta evolución positiva en esta gama de productos high-tech, Esmorís reiteró que el presente año “seguirá siendo muy complicado” porque la demanda en los productos de alto valor destinados al sector de oil&gas sigue sin despegar en el mundo por los relativamente bajos del petróleo que ha hecho que la inversión de las compañías del sector haya caído en los dos últimos años de forma consecutiva, un hecho sin precedentes en las últimas décadas.

Esmorís y Videgain transmitieron que pese a todo Tubacex ha conseguido pasar este complicado periodo, “el peor escenario posible”, generando caja y con resultados en negro, todo ello sin perder de vista el crecimiento exterior de la compañía, en especial en el mercado asiático, que ya representa el 70% del total. La venta de productos de “mayor valor añadido” se ha visto impulsada, afirmaron, por “una estrategia centrada en los productos premium, la mejora del posicionamiento comercial y la entrada en nuevos mercados”. La compañía espera, además, aumentar las ventas de acero inoxidable de Aceralava a clientes ajenos al grupo.

Por último, Videgain anunció que la Fundación Tubacex se volcará en la formación profesional dual, así como en la integración de discapacitados y en la educación.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Economía

ir a Economía »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120