de hace 14.000 años

Piden cautela ante un nuevo hallazgo de arte rupestre en Aitzbitarte

Un estudio determinará la importancia de bisontes modelados, supuestamente de hace 14.000 años

Juan G. Andrés - Martes, 23 de Mayo de 2017 - Actualizado a las 06:04h

Un hombre contempla los grabados hallados en 2015 en las cuevas de Aitzbitarte.

Un hombre contempla los grabados hallados en 2015 en las cuevas de Aitzbitarte. (Foto: Felix Ugarte Elkartea)

Galería Noticia

Un hombre contempla los grabados hallados en 2015 en las cuevas de Aitzbitarte.

Donostia- La Diputación de Gipuzkoa pidió ayer “cautela” y recomendó esperar unas semanas a los resultados del “riguroso” estudio que determinará la importancia de la nueva muestra de arte rupestre aparecida en las cuevas de Aitzbitarte, en la zona de Landarbaso, en Errenteria. El supuesto hallazgo fue revelado ayer por Radio San Sebastián, que desde primera hora de la mañana informó del descubrimiento de imágenes de “bisontes modelados” de hace 14.000 años que algunos expertos equiparan con las conocidas pinturas de Altxerri.

Fuentes de la Diputación se limitaron a “confirmar” a este periódico la existencia del hallazgo, realizado hace mes y medio, pero declinaron ofrecer más detalles por el momento y tampoco suministraron a los medios imágenes de las pinturas o grabados rupestres. A media mañana, en una rueda de prensa en la que se presentó un libro sobre el yacimiento de Praileaitz, los periodistas preguntaron sobre la noticia a los responsables forales y fue la arqueóloga Mertxe Urteaga, técnico de la Diputación, quien respondió. Como responsable de gestionar el descubrimiento, consideró “normal que haya una gran curiosidad por los hallazgos relacionados con el arte rupestre, sobre todo con los del Paleolítico”, pero acto seguido recomendó esperar a los resultados del “riguroso estudio” que realizan los técnicos forales.

“La noticia ha salido, pero no como nosotros hubiéramos querido. A la hora de gestionar estos casos hay protocolos especiales muy importantes que se llevan a cabo paso a paso y con un ritmo determinado. Nosotros estamos cumpliendo esos pasos, aún no hemos acabado, pero cuando esté finalizado y tengamos los resultados, se convocará una rueda de prensa para dar a conocer cómo es el descubrimiento y qué importancia tiene. Os pido paciencia, no va a tardar mucho, tres o cuatro semanas, pero hay muchísimos factores que contribuyen a que seamos muy cautelosos”, aseguró Urteaga.

Aunque las estancias en las que han aparecido los vestigios de arte rupestre están convenientemente protegidas y cerradas al público, a día de hoy el acceso a las cuevas de Landarbaso permanece abierto sin verjas que impidan franquear las entradas. Por ello, entre los motivos de la petición de cautela por parte de la Diputación figura la necesidad de proteger los muchos tesoros que aún puede esconder el yacimiento, cuya clausura total podría ser decretada de modo inminente.

La arqueóloga recordó que en septiembre de 2015 se localizaron en tres cavidades del complejo de Aitzbitarte un conjunto de grabados rupestres con figuras de bisontes, caballos y cabras. Correspondían a dos periodos prehistóricos distintos, el Gravetiense, situado entre hace 28.000 y 20.000 años, y Magdaleniense Medio, entre 14.500 y 12.500. En virtud de esa datación, los expertos calificaron el acontecimiento de “importantísimo”, ya que sería la segunda muestra de arte parietal más antigua de Gipuzkoa tras Altxerri, cuyas pinturas tienen una antigüedad de 30.000 años.

Mertxe Urteaga indicó, sin confirmarlo, que el nuevo descubrimiento de Aitzbitarte podría estar conectado con el de hace dos años, pues ambos han sido dirigidos por el experto en arte parietal Diego Gárate en colaboración con la asociación de espeleólogos Félix Ugarte de Hernani. Según apuntó la técnica de la Diputación, “las cuevas están dando nuevos hallazgos” que, en el caso de Aitzbitarte, se han producido gracias a que hay mejores medios técnicos y de conocimiento, pero sobre todo, gracias a “un trabajo de prospección muy minucioso”. “Diego Gárate ha impulsado la transmisión de los criterios necesarios para descubrir este tipo de arte a los grupos de espeleología del territorio y está dando resultados”, afirmó.

Protocolo y protecciónSegún pudo saber ayer este periódico de fuentes de la Diputación, los hallazgos de arte parietal se autentifican a través de estudios especializados que analizan las características físicas de los soportes y de las figuras, la tipología, los recursos técnicos y demás detalles tecnológicos, la cronología, el periodo cultural y también el contexto general del yacimiento, entre otras variables.

Una vez que los expertos autentifican el descubrimiento, los siguientes pasos del protocolo son proteger los accesos a las cuevas, tarea que corresponde a la Diputación, y comunicar al Gobierno vasco el hallazgo para que las incluyan en el decreto de protección de cuevas con arte parietal. En último lugar quedaría la comunicación pública del hallazgo.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Cultura

ir a Cultura »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120