presidente de EE.UU.

Trump reafirma su alianza con Israel y cree posible una paz con los palestinos

El presidente se convierte en el primer mandatario en activo de EE.UU. que visita el Muro de las Lamentaciones

Ana Cárdenes - Martes, 23 de Mayo de 2017 - Actualizado a las 06:03h

El presidente Donald Trump, durante su visita ayer al Muro de las Lamentaciones en Jerusalén, la primera de un presidente de Estados Unidos en activo.

El presidente Donald Trump, durante su visita ayer al Muro de las Lamentaciones en Jerusalén, la primera de un presidente de Estados Unidos en activo. (Efe)

Galería Noticia

El presidente Donald Trump, durante su visita ayer al Muro de las Lamentaciones en Jerusalén, la primera de un presidente de Estados Unidos en activo.

Jerusalén- El presidente de EE.UU., Donald Trump, llegó ayer a Israel para instar a palestinos e israelíes a caminar hacia la paz, reafirmar la alianza de su país con el estado judío y volver a denunciar la actitud agresiva de Irán en la región. Tras mantener por la tarde una reunión de trabajo con el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, Trump señaló que “Israel y EE.UU. son “más que amigos;son “aliados”, y tienen “que aprovechar el hecho de que muchas cosas pueden ocurrir ahora y no podrían haber sucedido en el pasado”, con lo que sugirió la posibilidad de avances hacia la paz en la región.

El presidente estadounidense aseguró que, tras sus encuentros de los últimos dos días en Riad con líderes árabes y musulmanes, está en condiciones de confirmar que estos “pueden ayudar a cambiar el clima y crear las condiciones para una paz realista con los palestinos”. “Es posible un nuevo nivel de colaboración, con mayor seguridad para la región y para Estados Unidos, e incluye un esfuerzo renovado de paz entre israelíes y palestinos”, aseguró Trump.

Netanyahu, por su parte, le agradeció “el cambio de la política estadounidense sobre Irán”, la “valiente” decisión de atacar Siria y “la reafirmación del liderazgo estadounidense en Oriente Medio” y se dijo convencido de que Israel y EE.UU., juntos, pueden “rechazar la agresiva tendencia de Irán y hacer fracasar sus esfuerzos” por conseguir armas nucleares. “No será simple, pero por primera vez en muchos años, y por primera vez en mi vida, veo una verdadera esperanza de cambio”, sostuvo Netanyahu.

El primer ministro israelí agradeció el giro en la dirección de la política estadounidense en Oriente Medio, y concretamente hacia Irán y hacia Siria, donde intervino directamente tras el ataque químico en abril. “Quiero que sepa cuánto apreciamos el cambio en la política estadounidense sobre Irán”, la decisión “valiente” de atacar a Siria y “la reafirmación del liderazgo estadounidense en Oriente Medio”, afirmó Netanyahu. “Los socios árabes pueden ayudar a cambiar el clima” y crear las condiciones para una paz “realista” con los palestinos, dijo en la comparecencia Netanyahu que aseguró que hay una “esperanza real para el cambio”.

de antiguos enemigos a sociosPor su parte, Trump resaltó que hay “peligros comunes que están convirtiendo a antiguos enemigos en socios”, lo cual consideró “potencialmente muy prometedor”. La firme postura de la nueva administración estadounidense sobre Irán, dijo que “no solo ayuda a la seguridad, sino también a impulsar la posibilidad de paz y reconciliación entre Israel y el mundo árabe”, lo que por su parte contribuirá a “la reconciliación entre Israel y los palestinos”. Trump reiteró en varias ocasiones durante la jornada su agradecimiento tanto a Netanyahu como al presidente israelí, Reuvén Rivlin, por su compromiso en avanzar hacia la paz.

Tras su encuentro por la mañana con su homólogo israelí, declaró que “los niños israelíes y palestinos merecen crecer en seguridad y perseguir sus sueños sin la violencia que ha destrozado las vidas de tantos”.

Si bien Washington no ha anunciado ningún tipo de iniciativa en este sentido, no se descarta que lo haga hoy en el discurso que pronunciará antes de abandonar la región y su llegada ha estado precedida de intensas reuniones de altos cargos estadounidenses con representantes de uno y otro lado para lograr gestos de buena voluntad que creen un clima apropiado para el diálogo. “Las expectativas de esta visita son muy altas”, declaró David Saranga, asesor de política exterior de Rivlin.

Polémico gestoAsimismo, el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, también hizo referencia al hecho de que Trump se haya convertido en el primer presidente estadounidense en activo en visitar el Muro de las Lamentaciones, situado en la Ciudad Vieja de Jerusalén, en lo que la comunidad internacional considera territorio palestino ocupado. “Sé que ha ido al Muro Occidental (Muro de las Lamentaciones) y ha tocado las piedras de nuestra existencia, y es el primer presidente americano que lo hace y tengo que expresar nuestro agradecimiento, no solo por eso, sino también por su amistad con el Estado de Israel, su comprensión de nuestra historia, nuestra lucha y nuestro deseo de paz” señaló.

Trump, por su parte, que rechazó ir acompañado de representantes israelíes, declaró: “El Muro Occidental, ha sido increíble estar allí. Como saben, soy un gran apoyo de Israel desde hace mucho tiempo. Pero es un lugar magnífico, con gente magnífica (...) estoy honrado de estar aquí”.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Mundo

ir a Mundo »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120